Reflexiones Cristianas: octubre 2011

domingo, 30 de octubre de 2011

Reflexión Cristiana - Una persona Nueva

Debe tener la disposición a renunciar a todas las formas de tener, para poder ser plenamente.

Sentir seguridad, tener sentimientos de identidad y confianza basados en la fe en lo que uno es, en la necesidad de relacionarse, interesarse, amar, solidarizarse con el mundo que nos rodea, en lugar de basarse en el deseo de tener, poseer, dominar al mundo, y así volverse esclavo de sus posesiones.

Aceptar el hecho de que nadie ni nada exterior al individuo le da significado a su vida, sino que esta independencia radical, y no la ambición, pueden llegar a ser la condición de la actividad plena, dedicada a compartir e interesarse por sus semejantes.
Sentir la alegría que causa dar y compartir, y no acumular y explotar.

Amar y respetar la vida en todas sus manifestaciones, sabiendo que no es sagrada la cosa, ni el poder, ni lo que está muerto, sino la vida y todo lo que contribuye a su desarrollo.

  • Tratar de reducir en la mayor medida posible la codicia, el odio y los engaños.

  • Desarrollar la capacidad de amar, y el pensamiento crítico, no sentimental.


Saber que ningún desarrollo es sano si no ocurre en una estructura, pero conocer también la diferencia entre la estructura como atribuyo de la vida, y el “orden” como atributo de no vivir, de la muerte.Desarrollar la imaginación, no para escapar de las circunstancias intolerables, sino para anticipar las posibilidades reales, como medio para suprimir las circunstancias intolerables.

No engañar, pero tampoco dejarse engañar por otros; se puede admitir ser llamado inocente, pero no ingenuo.

Percibir la unión por la vida y, por consiguiente, renunciar a la meta de conquistar a la naturaleza, someterla, explotarla, violarla, destruirla, y en vez de esto tratar de comprender y cooperar con la naturaleza.

Gozar de una libertad no arbitraria, sino que ofrezca la posibilidad de ser uno mismo, y no un atado de ambiciones, sino una estructura delicadamente equilibrada que en todo momento se enfrenta a la alternativa de desarrollarse o decaer, vivir o morir.
Saber que el mal y la destrucción son consecuencias necesarias de no desarrollarse.

Saber que sólo muy pocos han alcanzado la perfección en todas esas cualidades y SER, sin la ambición de alcanzar la meta reconociendo que esta ambición sólo es otra forma de codiciar, de tener.

Ser feliz en el proceso de vivir cada día más sin importar el avance que el destino nos permita realizar, porque vivir tan plenamente como se puede, resulta tan satisfactorio que es difícil preocuparse por lo que se logra.

  • Autor desconocido

Leer más...

sábado, 29 de octubre de 2011

“Un hombre conforme al corazón de Dios” (2)

“… y desde aquel día en adelante el Espíritu de Jehová vino sobre David”, 1ª Sam. 16:13b


  

1-   David comete adulterio con Betsabé (2ª Sam. 11:4): el modo en que reaccionó ante su pecado muestra que su corazón se conformaba al de Dios. cuando Dios envió al profeta Natán para confrontarlo con su pecado, el rey se arrepintió profundamente.

 2-   Los últimos días de la vida de David (2ª Sam. 13): fueron perturbados por el incesto en su propia familia, la rivalidad entre hermanos y la rebelión de su hijo Absalón. David sacudió el corazón de Dios, pero su mismo corazón sufrió por lo que ocurría dentro de su familia. Después de que Amnón violó a Tammar, Absalón se vengó de él y huyó. Después encabezó una insurrección contra David y formó un ejército ante el cual David se vio obligado a huir de Jerusalén. Más tarde, David organizó su ejército y lo envió a luchar contra su propio hijo. Cuando Absalón fue muerto, el dolor de David no era sólo por su muerte, sino por su propio fracaso como padre. Las decepciones que sufrimos por causa de los miembros de nuestra familia o de nuestros amigos quizás sean las más dolorosas. Es entonces cuando más necesitamos un corazón moldeado según el Señor.

 Conclusión

 Buscar un corazón conforme al de Dios no es sencillo. Significa abandonar nuestros propios juicios, la necesidad de estar en lo correcto siempre y hasta los sentimientos de lástima.

Se requiere una renovación diaria de nuestro corazón con el de Dios. Cuánto más conocemos a Cristo más experimentamos del corazón de Dios.

Cuánto más profunda es nuestra relación con Dios, tanto más se trasplanta su carácter en nosotros.

Una persona conforme al corazón de Dios es la que tiene Su mente, Sus emociones y Su voluntad llenas de Jesucristo.
Leer más...

viernes, 28 de octubre de 2011

¡URGENTE! - Reflexiones Cristianas Estará fuera de Servicio

Hola de nuevo Amados Usuarios,
Aquí estoy muy desilusionado y triste por el Email que me han enviado de mi proveedor de Hosting.

Aquí puede leer tu mismo el mensaje, el cual lo hice publico.


Si quieres ayudar a esta web, por favor hazlo, estoy necesitando urgentemente dinero para poder actualizar a un PLAN mayor.

Si quieres ver mejor explicado el problema haz Clic Aquí

Lee y entiende bien el problema y échame una mano donando cualquier cifra, tu donación sera agradecida y sera publica mas adelante en una entrada.

IMPORTANTE:
RECUERDA QUE LOS DONATIVOS SON PARA QUE LA PAGINA SIGA EN PIE, Y NO SON PARA MI.
Me comprometo con Dios y el publico que estos donativos son uso exclusivo de la web.

En conclusión, todos nos hemos beneficiado con este BLOG.
¿Por qué no Agradecer?

Leer más...

Esta web estará fuera de servicio - Pido ayuda por favor

Hola amado visitante, así como leíste el titulo de este articulo, así será, Reflexiones Cristianas dejara de funcionar o por lo que es lo mismo, estará fuera de servicio.

Es una lastima que una web con muchas visitas diarias deje de funcionar, ya que la misma ha traído muchas bendiciones a muchos usuarios.

De seguro usted se preguntara: ¿Por qué dejará de funcionar?.

Bueno, aquí debajo he explicado de la manera mas clara y sencilla lo que ocurre.

  1. Debemos saber que esta web tiene un costo anual mantenerla al aire.

  2. Si no pagamos a tiempo, el proveedor de servicio nos dejara fuera de línea al igual que una factura telefónica.

  3. Esta web, tiene un nombre de Dominio (www.reflexionescristianas.com.es).

  4. También tiene un Plan de Alojamiento para conservar los artículos publicados y otras cosas que no explicare para no extender.

  5. Por ultimo, un Administrador que ese soy YO.


Nuestros servicios están contratados con la empresa www.dondominio.com la cual nos da unas características de acuerdo al PLAN que hayamos elegido.

Tal servicio contratado se ha quedado corto, porque ha medida que nuestra web ha venido creciendo las características del plan se han quedado pequeñas, por lo que es necesario ampliar a un plan de mayor capacidad. ¡URGENTEMENTE!

Es importantísimo que actualicemos YA a un plan de mayor capacidad, puesto que, para HOY 20/10/2011 nuestro plan ha llegado al tope.

Yo se que no saben muy bien de que se trata, pero he creado un pequeño tutorial animado con imágenes para que se entienda de una manera mas sencilla.

[caption id="" align="alignleft" width="603" caption="Por favor, dale clic a la imagen para agrandar"][/caption]

Como se muestra en la imagen, el plan contratado solo dispone de 12GB de tráfico mensuales, donde Reflexiones Cristianas supera ese límite, ya que cada día, nuestra web esta alcanzando un número mayor de visitantes. Es por ello, que queremos contratar el plan de €60 que se indica en la imagen anterior.

 

Aquí podemos observar que para la FECHA 20/10/2011 el trafico consumido ya casi ha alcanzado el 100% contratado. Donde el proveedor del servicio me ha enviado un E-mail aclarándome que la web quedara inactiva.

 

El mismo me dan 2 opciones:

  1. Pagar €0,5 por cada 1GB consumido, lo que daría a final de mes unos €7 + IVA = €10 APROX.

  2. Contratar un plan de alojamiento mayor, y es la opción que veo mas factible, ya que traerá 30Gb de transferencia mensuales.


RESUMEN:
Ya se ha pagado €25 del Plan Básico.
Si queremos actualizar a un Plan Superior, solo debemos pagar la diferencia, o sea, €35 como se muestra en la imagen anterior.
Quiero su colaboración hermano(a), cualquier donación será aceptada, recuerde que usted no lo esta haciendo por mi, sino por la web, donde miles de visitantes llegan a recibir bendición por parte de todos los artículos que son publicado por nuestro equipo de autores.

Se parte de nuestro proyecto, tu nombre y donación será reconocida públicamente en esta web, por favor ayúdame.
Yo no puedo pagar ni €1 ya que vivo en Venezuela y no poseo la forma de pagar en el exterior, el dinero que utilice antes para contratar por 1ra vez, fue de un capital que recibí de una web que nos paga por navegar, se llama BeRuby.

Yo he sacrificado mucho por esta web, y no quiero que se me eche todo a perder, dispongo de mucho tiempo en ella para que cada día llegue a mas visitantes, ¡Por favor colabora!.

Para colaborar, lo puedes hacer mediante PayPal
Aquí el correo: guatila2008@gmail.com

O por lo que es igual:


RECUERDA QUE TU DONACION SE HARÁ PUBLICA, DANDOTE LAS GRACIAS POR TU ACCIÓN.


TU COLABORACIÓN HARÁ QUE ESTA PAGINA SIGA EN LINEA, POR FAVOR COMPADÉCETE.
¡¡BENDICIONES!!

Leer más...

El Mito de Jesús Sentado en los Laureles

“Mira”, dijo Dan mientras movía la cabeza, «no me vengas a decir que uno que vivió hace 2000 años y que se pasaba la mayor parte del tiempo paseando, sentado en sus laureles, vestido de bata blanca y contando historias, va a cambiar mi vida hoy». Luego puso el brazo sobre su hombro indicándole la salida.

«Ahora no tengo tiempo», continuó. «Yo creo que esta “onda” de Jesús está bien para las mujeres y los niños que les gusten las historias y hasta quizá obtengan algún provecho de ellas… Pero, ¿para mí? No lo creo. Jesús no tiene nada que ver con una persona que anda con el tiempo contado y tan agitado como yo».

La manera de pensar de Dan es un ejemplo de cómo mucha gente ve a Jesús. Lo ven como el típico «santito» sonriente con una aureola, pegado sobre el tablero de un automóvil. «Buena onda Jesús», dicen, «para gente que vive en las nubes. Pero realmente no tiene nada compatible con los que estudian física en la secundaria, trabajan en las fábricas o necesitan aros para arreglar los dientes».

Eso es un mito.

Ahora bien, es cierto que los fundadores de religiones no cristianas, como el budismo y el confucianismo, fueron hombres que se pasaban la vida en la meditación y la contemplación. Pero Jesús era un hombre trabajador, era un carpintero.

Me lo imagino en su taller, en una de las calles de Nazaret, con un letrero que dice: «Carpintería de Jesús y José». Me lo imagino con un delantal de cuero, corriéndole sudor por su frente y agachado trabajando en un pedazo de cedro con una navaja y un mazo. El taller huele a cedro, ciprés y pino debido a los trabajos que se realizan.
Jesús de Nazaret trabajó como carpintero durante 18 años o más. Le salieron callos en las manos y desarrolló sus músculos. Estaba al tanto de todo lo que el negocio requería: desde planear y proyectar, hasta preparar cotizaciones y surtir pedidos.

Conocía las responsabilidades familiares. Jesús tenía hermanos y hermanas más jóvenes que Él, quienes, después de la muerte de su padre José, se convirtieron en su respon­sabilidad. Sin lugar a dudas sabía que para mantener a los niños vestidos había que salir y trabajar duro con otros mercaderes en la plaza.

Jesús de Nazaret no vivió en una nube. Su mundo, como el nuestro, era a veces duro, difícil y hasta apestoso. Se ensuciaba las manos y a veces dormía en el suelo. Cuando su vida terminó, sufrió una muerte llena de suciedad, sudor y sangre. La gran diferencia entre la vida de Jesús y la tuya, es quizás que Su vida y muerte trajeron perdón y salvación para cualquiera que cree en Él (Juan 3.16).

Ejercicio.

Desarrolla tu capacidad para enfrentar el mito de Jesús sentado en sus laureles con este ejercicio:

Lee Marcos 6:1-6. ¿Cómo conocían a Jesús en su pueblo natal de Nazaret?

Como un ascético.
Como un observador.
Como un monje santo.
Como un hombre trabajador.
Nota también en este pasaje (que es paralelo a Mateo 13:53-58) la referencia de los hermanos y hermanas de Jesús. ¿Por qué todos debían ser más jóvenes que Jesús?
¿Hay alguna otra evidencia en estos versículos de que los hermanos de Jesús eran más jóvenes y que vivían en la casa de Nazaret?

Extracto del libro “No Dejes Tu Cerebro en la Puerta”

Por Josh McDowell y B. Hostetler
Leer más...

jueves, 27 de octubre de 2011

“Un hombre conforme al corazón de Dios” (1)

“… y desde aquel día en adelante el Espíritu de Jehová vino sobre David”, 1ª Sam. 16:13b


 

En la vida de David vemos lo que Dios puede hacer en las personas que se prestan como cauces de su poder y buscan su perdón para sus fallas. David contradice el mito de que el poder o la perfección humana son cualidades que se deben tener para experimentar el poder de Dios.

David fue un hombre que llegó al corazón de Dios; esto incluye la inteligencia divina, su misericordia y su voluntad soberana. Esto significa: pensar como Él, recibir y expresar su amor y hacer su voluntad. Un corazón conforme al de Dios es una reproducción del corazón divino.

Gracias a David descubrimos la necesidad de ser personas conforme al corazón de Dios, el deseo de ser arcilla moldeable en sus manos para que sus pensamientos queden moldeados en nuestro cerebro, su Espíritu llene nuestras emociones y su voluntad guíe a las nuestras. Analizaremos la vida de David en las diferentes épocas de su vida, para ver lo que Dios hizo en él:

 1-   David como pastor joven (1ª Sam. 16): Dios era todo para David: su protector, su proveedor y su propósito. Lo que David trataba de ser para su rebaño, Dios lo había sido para él. El Salmo 23 refleja la confianza de David en Jehová como pastor de su vida. La mente de David era receptiva, sus emociones abiertas y libres, y su voluntad lista para obedecer. Era un hombre que deseaba por encima de todo complacer y servir a su Señor. Cuando Samuel es llevado con David le da una orden (v. 7); a partir de ese momento, el Espíritu de Dios descendió sobre David con poder. David no se veía a sí mismo como el futuro líder de Israel; él sólo ansiaba llegar al corazón de Dios.

2-   David en la corte de Saúl: fue un tiempo de madurez. David era fiel y leal, incluso cuando Saúl estaba paranoico. Durante ese tiempo de angustia David demostró otra característica digna de admirar: sus relaciones con otros estaban llenas de amor. Ejemplo, su amistad con Jonatan, el hijo de Saúl. Otro aspecto de su carácter lo vemos después que llegó a ser rey de Israel al llevar el arca del pacto a Jerusalén: David era un hombre de emociones intensas, tenía libertad para gozarse en la presencia de Dios y darle a Él la gloria (2ª Sam. 6:14). Era libre para expresar sus emociones a Dios y a los demás.

 Continuará…
Leer más...

lunes, 24 de octubre de 2011

«La amistad con Dios» (2)

“Por la fe Abraham, siendo llamado, obedeció para salir al lugar que había de recibir como herencia; y salió sin saber a dónde iba”, Heb. 11:8


 

Dios le había prometido que su descendencia sería innumerable, pero Saraí no concebía. Era algo difícil de creer ya que él tenía 100 años y Saraí 90. Entonces Dios le mostró a Abraham las estrellas del cielo y le dijo que las contara: “Así será tu descendencia”, le prometió (Gén. 15:5 y 6). Es sólo a través de la fe y no por nuestra bondad o buenas obras, que se establece y mantiene una buena relación con Dios. Después nace Isaac; Abraham y Sara lo aman entrañablemente no sólo porque ya tenían un descendiente, sino porque tenían una prueba más de que el pacto que el Señor había hecho con ellos se cumpliría. Isaac se convirtió en el principal motivo para vivir que tenía Abraham.

1-   La prueba de su fe: imaginemos el pánico que debió sentir Abraham cuando el Señor se lo pidió (Gén. 22:2). Ninguna petición podía haber sido peor. La orden de sacrificar a Isaac era real y constituía una prueba suprema de la fe de Abraham en que Dios proporcionaría la salida. Lo que estaba en juego era el hecho de que Isaac era un don de Dios y no una posesión de Abraham. Todos nosotros caemos en ese error: lo que nosotros hacemos con nuestras propias fuerzas es lo importante. ¿Qué o quién es tu Isaac? ¿Quién compite con Dios por el primer lugar en tu vida? La fe es riesgo. Debemos creer que Dios proveerá con la confianza y seguridad de saber que nos dará exactamente lo que necesitamos en el momento oportuno. Dios le lanzó a Abraham un reto y le dio fe, sabiendo que no iba a romper su pacto con él. Abraham sube al Monte Moriah; su hijo estaba feliz por acompañarlo a ofrecer un sacrificio. Isaac confiaba en su padre, pero Abraham confiaba más en Dios. Abraham construye el altar en silencio, prepara la leña y ata a su hijo; Abraham empuña su cuchillo y en ese preciso momento el Señor lo llama. Ni muy pronto ni muy tarde: JUSTO A TIEMPO (Gén. 22:11 y 12). Abraham había aceptado el riesgo y Dios era fiel a su promesa: proveyó lo necesario para el sacrificio.

Lo que aprendemos de la vida de Abraham:

  • El Señor nos creó para que fuéramos sus amigos

  • La fe es un riesgo: podemos arriesgarnos sabiendo que el Señor ama a nuestro Isaac más que nosotros mismos. Él no quiere un sacrificio religioso de Isaac, sino una rendición sin reservas de nuestro control de la persona o cosa que se haya convertido en nuestro Isaac

  • La convicción de que el Señor proveerá: cuando le confiamos al Señor nuestro Isaac, estemos seguros de que nos dará un modo de salir de nuestras dificultades.


 Entreguemos a Dios el control completo de nuestra vida, nuestro Isaac y nuestro futuro
Leer más...

viernes, 21 de octubre de 2011

«La amistad con Dios» (1)

“Por la fe Abraham, siendo llamado, obedeció para salir al lugar que había de recibir como herencia; y salió sin saber a dónde iba”, Heb. 11:8


 

La mayoría de nosotros vivimos dentro de los límites de lo que podemos hacer con nuestras fuerzas y talentos. Restringimos nuestra vida sólo a lo que estamos seguros que podemos manejar por nosotros mismos. El temor a correr riesgos nos mantiene alejados de lo que no podemos controlar o resolver con nuestra capacidad.

Cuando pedimos ayuda a Dios, queremos que Él haga lo que nosotros creemos que es lo mejor. ¿Qué riesgo estaríamos dispuestos a correr si estuviéramos seguros que el Señor intervendría para ayudarnos? o ¿Qué hemos estado evitando porque lo consideramos un imposible?

El Señor nos ama y se interesa en nosotros mucho más de lo que nos imaginamos; Él es el Señor de las intervenciones radicales. Siempre interviene de manera sobrenatural. En ocasiones nos conduce a retos y oportunidades para demostrar lo que es capaz de hacer con nuestras imposibilidades, ya que éstas son una plataforma para la revelación de su poder y su gracia.

La amistad con Dios no fue sencilla para Abraham; necesitó de la repetida intervención de Dios para llegar a ese punto. El secreto en su vida fue el don de la fe que Dios le dio y que lo llevó a correr riesgos. La vida de Abraham la podemos analizar de la siguiente manera:

1-   Su llamamiento a la fe: le llegó cuando se encontraba entre el pueblo semita establecido en Ur. Ahí prevalecía el politeísmo de los sumerios. Dios puso en Taré, su padre, una inquietud para que saliera de Ur y lo llevó a lo largo del Valle del Eufrates, hasta Harán. Dios tenía grandes cosas para él y necesitaba toda una vida de amistad con Dios para saber que Él le proveería todo lo necesario para cada etapa del camino. En Génesis 12:1 – 3, vemos la tremenda promesa que Dios le hizo; Abraham no tenía nada en que basarse excepto en esa promesa, pero obedeció. Después de la muerte de su padre, Abraham dejó Harán y se dirigió a Canaán. Los altares que fue construyendo en el camino eran símbolos de su fe creciente en Dios.

2-   El conocimiento de su fe: se produjo cuando el Señor lo sacó de Egipto y lo llevó a Canaán. El Señor se le apareció y le recordó su promesa y le hizo ver su bendición en el aumento de su ganado y de sus riquezas; además le mostró la tierra que iba a ser suya y de sus descendientes (Gén. 13:14 – 16). Después el Señor le indica que haga algo extraño (Gén. 13:17). Para desarrollar en Abraham la confianza y la fe que puede llevar a correr riesgos, el Señor tenía que ayudarle a hacer suya la realidad de lo que aparentemente era imposible. No sólo le dio una visión, sino que lo hace caminar por ella hasta que se convirtió en una realidad que le pertenecía. Los lazos de amistad entre Dios y Abraham se estaban afirmando y fortaleciendo cada vez más.

Continuará…
Leer más...

Morir para Pasar a Vivir - Reflexión Cristiana

Hace ya bastante tiempo, un hombre de familia tubo que elegir entre Dios o sus seres más queridos. Eran creyentes en un país, donde el nombre de Jesús era blasfemia para ellos. El padre de familia era predicador y su temor no estaba sobre los hombres, sino sobre Dios; es por ello que insistía en predicar de la salvación por medio de Jesús.

Muchas veces le pegaron y metieron en la cárcel, pero a el le fortalecía el sufrimiento por causa del nombre que es sobre todo nombre "Jesús de Nazaret".
Una de tantas, se reunieron los mandatarios de aquella ciudad y dijeron; veamos que fe tiene este hombre en su Dios. Cogieron a ese predicador y su familia: su hijo, su hija y esposa y los metieron en un foso de tierra ya preparado.

Las gentes de esa ciudad gritaban: "muerte al predicador". Los mandatarios le daban a elegir y le decían: o niegas a ese tal Jesús o te enterramos vivo a ti y tu familia. Después de algunos minutos de gran silencio, se escucha la voz de la más pequeña de la familia, "papa, papa Dios nos esta esperando".

El varón de Dios expone su ultima predicación, rechazando la petición del pueblo. Los enterraron vivos sin escuchar grito alguno. A los pocos años; cientos de personas que gritaron "muerte al predicador", se convertidor a ese Jesús que ellos rechazaban con gran furia.

Escrito está, lo que el hombre sembrare eso recogerá. Ese hombre de Dios sembró algo más que una semilla, sembró su propia vida y la de los suyos, y recogió cientos de hermanos para toda la eternidad. Dios bendiga a hombres y mujeres como este predicador, que un día leyeron en (S. Mateo. 16.24.) Si alguno quiere venir en pos de mí, niéguese a sí mismo, y tome su Cruz cada día y sígame.
Leer más...

miércoles, 19 de octubre de 2011

“El río de Dios” (3)

“Después me mostró un río limpio de agua de vida, resplandeciente como cristal, que salís del trono de Dios y del Cordero”, Ap. 22:1

 a) ARREPENTIMIENTO: ninguno de nosotros somos perfectos; la gracia de Dios la convertimos en una licencia, la santidad en legalismo, el poder en sensacionalismo. Necesitamos arrepentirnos constantemente

 b) LIMPIEZA: al sumergirnos en el río, nuestras debilidades son expuestas y necesitamos ser limpiados

 c) DESECHAR MÉTODOS HUMANOS: fácilmente intentaremos hacer cualquier cosa para saltarnos el proceso y obtener el fruto que se pueda medir en “éxito”. Nuestros métodos son naturales e impedirán que el río de Dios fluya hasta que los desechemos y nos elevemos por encima de las capacidades humanas para que permitamos al Espíritu de Dios planear las estrategias

 ELEMENTO ESENCIAL

Necesitamos la visión para estar alertas y disponibles. La falta de visión produce indiferencia, la cual lleva a la tibieza. Una persona sin visión no apoya nada, no se puede edificar con ellas, ni se saca fuego de ellas. LA VISIÓN TRAE PASIÓN.

 CONCLUSIÓN

 Vivimos en una época de cambios sin precedentes:

 El muro de Berlín ya cayó

  • Se libró una guerra importante en el Oriente medio

  • La Unión Soviética desapareció para convertirse en 18 naciones

  • La información se está duplicando cada año: los libros que hoy se escriben serán obsoletos en algunos meses

  • Los incrédulos no están interesados en escatología, sino en poder y vida


 Debemos sumergirnos en río de Dios y dejar que ese río fluya a las naciones, para que llevemos Su Gloria.
Leer más...

“El río de Dios” (2)

“Después me mostró un río limpio de agua de vida, resplandeciente como cristal, que salís del trono de Dios y del Cordero”, Ap. 22:1


 CONDICIÓN: LA PREPARACIÓN

Para que el río fluya en nosotros debemos beber CONTINUAMENTE. Beber un sorbo NO es suficiente, ver Juan 7:37; venga y beba son verbos imperativos: es una orden y es además una acción continua… “seguid viniendo a mí y seguid bebiendo”.

Muy a menudo intentamos vivir con el maná de ayer. Nos dice Ef. 5:18, “sed LLENOS del Espíritu Santo”; significa que continuamente lo hagamos. Somos salvos el 100%, pero también podemos andar en un 30% de poder y eficacia.

Dios desea que continuemos viniendo, sigamos bebiendo y siendo llenos. ¿Para qué? Para que el río de Dios pueda continuar fluyendo en nuestras vidas, hogares, matrimonios e iglesias (Sal. 42:1 y 2).

 EZEQUIEL 47:1 A 12, EL RÍO DE DIOS

1-   El río inicia en el Templo (v. 12): está hablando del santuario o casa de Dios. nosotros somos el templo de Dios y su habitación. La fuente que Cristo coloca en nosotros (Juan 4:14) no es un tanque de almacenaje o una cisterna. Es un manantial que corre constantemente porque Él vive en nosotros y fluye a través de nosotros. NO somos la fuente, sino que la fuente está en nosotros.

2-   Niveles de agua (v. 3 a 5): inicia con un arroyo, luego hasta los tobillos, las rodillas, la cintura, hasta que hay agua suficiente para nadar y sumergirse. Algunos interpretan esto como diferentes puntos de la historia; otros, como niveles de madurez individual, dependiendo de nuestro andar con el Señor; otros creen que se refieren a verdades espirituales en las que debemos andar. Otra suposición es que representa diferentes etapas del avivamiento de una persona.

3-   La dirección del río (v. 8): el Arabá significa “tierra seca o desierto”, se refiere a la condición muerta en la que se encuentra el mundo. El mar es el mar muerto, que corresponde a la humanidad caída; ahí llega la vida y la sanidad (Is. 35:1 a 7, 41:17 y 18).

 RECETA PARA EL AVIVAMIENTO

A muchos nos gustan las cosas fáciles e instantáneas, pero no nos gustan los procesos porque necesitan de trabajo y tiempo. El avivamiento es un proceso; este proceso involucra lo siguiente:

 Continuará…
Leer más...

martes, 18 de octubre de 2011

“El río de Dios” (1)

“Después me mostró un río limpio de agua de vida, resplandeciente como cristal, que salís del trono de Dios y del Cordero”, Ap. 22:1


 

Hemos oído hablar mucho sobre temas como el río de Dios, caminar en su visión, vivir vidas apasionadas, un nuevo y gran avivamiento, etc. casi todos tenemos una visión de lo que es un avivamiento. Visión y avivamiento son palabras claves.

 La mayoría de las personas tenemos una visión de lo que queremos hacer o de lo que queremos ser. Para otros, es algo más que soñar despiertos o un plan detallado. La visión por sí sola no puede lograr nada.

Entre tener una visión y ver que ésta se cumpla existe un gran trabajo de por medio que pocos visionarios han estado dispuestos a llevar a cabo. Tener una visión es la parte emocionante, pero el llevarla a cabo es más difícil.

La verdadera visión sólo se puede dar cuando uno es capaz de ver con los ojos de Dios, ver lo que el Señor quiere hacer, PERO trabajar con Él para cumplirlo. Esto sólo es posible estando en el RÍO DE DIOS.

 SIGNIFICADO DEL RÍO DE DIOS

Para muchos el río es tener visiones. Para otros, es un derramamiento del Espíritu Santo (Ap. 22:1; Juan 7:38 y 39; Sal. 36:8 y 9). El río de Dios no es un lugar, cosa o experiencia. El río de Dios es la vida misma de Dios. Tomar del río es tomar de Dios. Sumergirse en el río es sumergirse en Dios.

Cada época de renovación o avivamiento ha llevado un nombre (reforma protestante, renovación carismática); el movimiento actual del Espíritu Santo ha sido llamado “el río de Dios”, ¿Por qué? La Biblia nos muestra algunas verdades:

  • Representa su vida y poder (Ap. 22:1 y 2)

  • Representa su gloria

  • Representa bendiciones

  • Representa avivamiento

  • Representa la Palabra de Dios

  • Representa limpieza y juicio

  • Representa muerte y sepultura de la naturaleza pecaminosa


 ¿QUÉ HACE EL RÍO DE DIOS EN MÍ?

1-    Nos limpia de nuestras impurezas e iniquidades

2-    Nos da frescura y vitalidad = nos vivifica

3-    Hace que contagiemos a otros

4-    Hace que llevemos sanidad a las naciones

5-    Hace que compartamos Su Palabra con poder

6-    Haremos milagros en su nombre porque el poder y la vida de Dios luirán en nosotros y de nosotros

Continuará…
Leer más...

lunes, 17 de octubre de 2011

Cree y Dios lo hará

Cuando Jesús salió de ahí, ciegos le siguieron y gritaban detrás de el diciendo: Jesús, tu que eres el mesías salvador, ¡ten compasión de nosotros!
Los ciegos siguieron a Jesús hasta la casa y cuando ya estaban adentro, Jesús les pregunto ¿creen que yo puedo hacer lo que me piden?. Y ellos respondieron: si, señor lo creemos, entonces Jesús les toco los ojos y les dijo: por haber creído en mi reciban la sanidad, y de inmediato los ojos le fueron abierto”. (Mat. 9:27 al 29).

Esta historia refleja la realidad de que hay una demanda divina para recibir los favores del Señor. Amigo(a), Cristo quiere que aprendamos la diferencia en saber que Dios existe y cree en su poder, creer que Él es el Salvador y creer que no hay nada imposible para Dios.

Por esta razón el Señor le preguntó a los ciegos si creían que Él podía hacer lo que le pedían, aún cuando ellos habían declarado creer que él era el tan esperado Mesías Salvador.

La realidad es que existen muchas personas que sabes que Jesús es el Hijo de Dios, pueden ver películas que hablen de él, y maravillas al ver las escenas de los milagros de Jesús; y sin embargo no creen que hoy, en este tiempo, Cristo tiene poder para hacer por ellos el milagro que necesitan; sea milagro de sanidad o de cualquier otra índole; con estas palabras deseo estimularlo a creer de todo corazón ya que la biblia nos enseña que “sin fe es imposible agradar a Dios; porque es necesario que el que se acerca a Dios crea que el existe y que es galardonador de los que le buscan”. HEBREOS 11:6.
Amigo, Dios “es poderoso para hacer mas abundantemente de lo que pedimos o entendemos” EFESIOS 3:20.

Dicho de otra manera, aunque no haya respuesta aparente y no exista una salida lógica, y aunque todo señale al fracaso o parezca que no hay esperanza les aseguro que “si tiene fe y no dudas del poder de Dios, todo lo que pidieren en su nombre, se le cumplirá” MARCOS 11:23-24.

Tal vez otros vean tu situación como un imposible; pero Jesús dijosi puedes creer, al que cree todo le es posible”.

De otra manera decimos que, te dieron un diagnostico medico negativo o padeces una enfermedad incurable para la ciencia y tus días podrían estar contados, sin embargo, Jesús dijo: “no temas; cree solamente y serás sano”. LUCAS 8:50.

Los ciegos de la historia creyeron que Cristo podía sanarlos, creyeron que podía hacer lo que los médicos no pudieron y “por creer, recibieron sus milagro”.
Si deseas ser salvo y recibir tu milagro, haz de todo corazón esta oración: “SEÑOR JESUS, TE ENTREGO MI ALMA, CREO EN TI COMO MI SALVADOR PERSONAL, SALVAME Y PERDONA MIS PECADOS E INCRIBE MI NOMBRE EN EL LIBRO DE LA VIDA, CREO EN TI COMO MI UNICO SALVADOR PERSONAL, AMEN.

Ahora asiste a una iglesia Evangélica y habla con el Pastor.
Dios te bendiga.

Autor: Evangelista Wilber Gutiérrez
Transcrito por: el Administrador del Blog
Venezuela
Leer más...

domingo, 16 de octubre de 2011

Reflexiones Cristianas - Azotes y Tropezaderos

Azotes para vuestro costado

Jueces 2: 1-4

“El ángel de Jehová subió de Gilgal a Boquim, y dijo: Yo os saqué de Egipto, y os introduje en la tierra de la cual había jurado a vuestros padres, diciendo: No invalidaré jamás mi pacto con vosotros,
con tal que vosotros no hagáis pacto con los moradores de esta tierra, cuyos altares habéis de derribar; mas vosotros no habéis atendido a mi voz. ¿Por qué habéis hecho esto?

Por tanto, yo también digo: No los echaré de delante de vosotros, sino que serán azotes para vuestros costados, y sus dioses os serán tropezadero.
Cuando el ángel de Jehová habló estas palabras a todos los hijos de Israel, el pueblo alzó su voz y lloró”

Cuando el pueblo de Israel comenzó a tomar la tierra prometida, Dios les dijo que no hicieran pacto con los moradores de esa tierra y que tenían que derriban los altares de sus dioses, en pocas palabras eliminar toda idolatría.

Pero el Ángel de Jehová que en este momento se les aparecía reprendiéndolos, les dijo: “Mas vosotros no habéis atendido a mi voz”, es decir no habían hecho lo que Dios les había mandado. Ahora esos pueblos les serian azotes y sus dioses tropezaderos.

Ahora bien, cuando nosotros venimos al Señor y heredamos esta nueva vida en Cristo, Dios anhela que comencemos a desechar todo aquello que era un altar pagado delante de El. Hay ciertas áreas de nuestra vida que vienen manipuladas por los deseos carnales, las cuales necesitamos derribar.

El problema de no derribar estos altares paganos en nuestra vida es grande, ya que sin darte cuenta esas áreas que no has renovado en el Señor te pueden ser azotes.

¿Azote?, ¿Por qué? Te puedes preguntar, porque al no percatarte de esos altares que necesitas derribar en tu vida, pueden llegar o son tropezadero para ti.

¿Alguna vez has sentido que no puedes dejar algo que sabes que no es agradable delante de Dios?, ¿Si verdad?, pues esos altares que tenias que derribar al venir a Cristo y comenzar una nueva vida, ahora te son azotes. Azotes porque te son difíciles de dejar y te están causando daño espiritual.

¿Cuántos azotes estamos recibiendo hoy en día, por no hacer lo que un día Dios nos dijo que hiciéramos?, muchos de nosotros quisiéramos retroceder el tiempo para obedecer cierta palabra que Dios nos dijo, la cual no obedecimos a tiempo y ahora esas situaciones nos son azotes para nuestra vida.

Amigo, no permitas que esto ocurra, cuando Dios te demanda algo, es porque quiere lo mejor para ti, El no te quiere hacer daño, sino que al contrario, El quiere evitar que ciertas situaciones en tu vida actual, te vayan a ser azotes y tropezaderos en un futuro.

Obedece a Dios y de esta manera evitaras los azotes y los tropezaderos.

Autor: Enrique Monterroza
Leer más...

sábado, 15 de octubre de 2011

«Vidas en Plenitud»

“La gloria postrera de esta casa será mayor que la primera, ha dicho Jehová de los ejércitos; y daré paz en este lugar, dice Jehová de los ejércitos”, Hageo 2:9


 Dios ha prometido un gran avivamiento. Él nos dejó al Espíritu Santo, nuestro ayudador, para que vivamos libres, plenos, exitosos, en victoria. En la Biblia encontramos evidencias de que la gloria postrera es mejor que la primera:

1-   La gloria postrera mejor que la primera (2ª Cro. 2:1 y 2): David juntó el equivalente a dos millones de dólares para construir el templo. Salomón, su hijo, lo llevó a cabo con 150,000 hombres trabajando y 3,000 vigilando; la reconstrucción duró siete años y medio. La inauguración del templo duró siete días y la gloria de Dios descendió. Después de esto, el pueblo y Salomón se apartaron de Dios, los de Babilonia destruyeron todo, incluido el templo. Dios levantó a Hageo para que reconstruyera el templo: el doble de espacio, pero no tan majestuoso ni elegante. Hoy, la Mezquita de Omar está en su lugar. Hay un templo mayor que el de Salomón: Dios mismo (Ap. 21:22).

2-   El postrer Adán mejor que el primero (Gén. 1:27; 2:7 y 5:1): en el libro del Génesis vemos la creación del hombre; pero, a partir del capítulo tres viene la caída del hombre. Dios tuvo que levantar un segundo Adán = Cristo (Rom. 5:12, 14 y 18; 1ª Cor. 15:21 y 22, 45 y 47).

3-   El postrer estado de Job fue mejor que el primero (Job 1:1 – 3; 8:5 – 7; 42:12): primero vemos que Job era supermillonario y RECTO; en el capítulo 8 tenemos la profecía para Job, y en el capítulo 42 vemos cómo Dios le da el doble de TODO:

Antes 7 mil ovejas – después 14 mil

Antes 3 mil camellos – después 6 mil

Antes 500 yuntas de bueyes – después mil

Antes 500 asnas – después mil

Antes 7 hijos y 3 hijas (malos) – después 7 hijos, 3 hijas hermosas, nietos, bisnietos y tataranietos

4-   El postrer vino es mejor que el primero (Juan 2:1 – 10): el buen vino fue dejado para lo último.

5-   El postrer derramamiento del Espíritu Santo será mayor que el primero (Is. 32:15; 35:1 – 10; 44:3; Joel 2:28 y 29): Dios prometió un derramamiento de su Espíritu Santo sobre TODOS. En Hechos 2:1 – 4 y 14 – 17 tenemos el cumplimiento de la profecía. En los versículos41 a 47 tenemos lo que produjo ese derramamiento. El postrer derramamiento será mayor que el de la iglesia primitiva. Sal. 2:8 y 9 nos dice que para que Dios nos dé ciudades, familias, almas, necesitamos el poder sobrenatural del Espíritu Santo. El Sal. 72:16 nos enseña que poca palabra producirá mucho fruto y el verso 19 nos dice que esto será posible con un derramamiento del Espíritu Santo.

Si queremos vivir una vida plena necesitamos el poder del Espíritu Santo, ya que separados de Él NADA podemos hacer
Leer más...

viernes, 14 de octubre de 2011

CRISTO NO VENDRÁ HOY

“Aunque la visión tardará aún por un tiempo, mas se apresura hacia el fin, y no mentirá; aunque tardare, espéralo, porque sin duda vendrá, no tardará”. Habacuc 2:3

Con mucha tristeza y con gran dolor del corazón les escribo esto:

CRISTO NO VENDRÁ HOY.

(Publicado un día antes).

En los últimos tiempos han menudeado los grupos y personas que anuncian la venida de Jesús para determinadas fechas de este año 2011.Primero fue el predicador Harold Camping, quien daba la fecha del "rapto de la iglesia"; ahora, un ministerio independiente llamado “La verdad eterna” lo anuncia para el 15 de Octubre; es decir, para hoy.

La tristeza que siento se debe a que no pueda compartir sus expectativas, porque no las hacen fundados en la segura palabra profética. Los que esperamos a nuestro Salvador no necesitamos depender de fechas ni regirnos por la excitación.

Se nos ordenó humillar nuestro corazón y predicar su retorno, no salir a asustar a nadie ni a alentar falsas esperanzas. Su regreso nos debería encontrar trabajando arduamente por la salvación de otros y velando en oración.

Nada me gustaría más que anunciar a todos que Cristo viene hoy.

Pero tal acontecimiento merece un crítico escrutinio del propio corazón que lleve a la entrega de todo aquello que nos une al mundo y nos separa de nuestro Dios.

No existe nada que pueda superar la importancia de nuestra bienaventurada esperanza. Ningún otro anuncio puede llenar nuestro corazón de gozo perfecto y santa paz.

¿Qué sucederá cuando el venga?

El Señor vendrá a buscar a sus ovejas, a terminar con el poder del pecado y a llevarnos con él a las mansiones del cielo para vivir por la eternidad libres de todo el mal que hoy impera, sin lágrimas, sin dolor, sin tristeza, enfermedades, muerte o tristes despedidas ¿Qué sincero cristiano no desearía esto con todo el alma?

El dolor en el corazón, lo siento por la mayoría de las respuestas que provocó tal anuncio entre los cristianos:
Incredulidad, burlas, insultos, groserías, descalificaciones, ironías, además de expresiones de soberbia y orgullo espiritual al tono de “tu eres un ignorante y yo soy el que tiene la verdad”. 

Lamentable.

Más lamentable todavía porque revela que muchos de los cristianos que participan en la web no conocen el verdadero espíritu de su Señor, que reprendía el pecado pero dejaba siempre a salvo el honor del pecador.

¿No deberían recordar las reiteradas veces que la Biblia condena esta actitud?



  • “Porque misericordia quiero, y no sacrificio, y conocimiento de Dios más que holocaustos” (Oseas 6:6).


  • “Id, pues, y aprended lo que significa: Misericordia quiero, y no sacrificio. Porque no he venido a llamar a justos, sino a pecadores, al arrepentimiento” (Mateo 9:13).


  • “Y si supieseis qué significa: Misericordia quiero, y no sacrificio, no condenaríais a los inocentes” (Mateo 12:7).


¿No tendrían que haber mostrado el espíritu de Bernabé, quien trajo a la iglesia al cuestionado Pablo, ayudándolo a convertirse en el gran apóstol a los gentiles ¿No deberían dejar algo de espacio para la misericordia en todos los casos, por más desesperados que parezcan?

La Escritura aconseja como tratar con aquellos que están en el error (por lo menos a nuestro criterio). “Pero vosotros, amados, edificándoos sobre vuestra santísima fe, orando en el Espíritu Santo, conservaos en el amor de Dios, esperando la misericordia de nuestro Señor Jesucristo para vida eterna. A algunos que dudan, convencedlos. A otros salvad, arrebatándolos del fuego; y de otros tened misericordia con temor, aborreciendo aun la ropa contaminada por su carne”. Judas 20-23

De seguro no habrá un arrebatamiento, pues Cristo regresará a la vista de todos los seres humanos buenos y malos; no tendría objeto tampoco llevarse sus fieles por la trastienda y dejar el mundo en manos de Satanás; pues así él conseguiría lo que reclamaba desde el principio, y que ofreció a Cristo en el desierto de la tentación.

Tampoco vendrá para inaugurar un milenio de paz temporal. Su intención es “hacer nuevas todas las cosas”, no calzar un simple parche en la situación social y política.

Él vendrá, pero no para responder a las ideas preconcebidas de los evangélicos, protestantes, católicos ni aún de los adventistas (¿?). Lo hará en sus propios términos y en el tiempo que tiene designado desde la eternidad.

Vendrá -eso sí-, a buscar ovejas; las que están en el verdadero redil, y también las que todavía están fuera de él.

Vendrá para que todo el universo pueda ser testigo de su victoria, para quitar toda duda sobre su justicia y erradicar el pecado por toda la eternidad.

Pero para ello necesita una iglesia que represente perfectamente su carácter de amor ante las más severas pruebas, con  la fe y la entrega de los mártires.


Una iglesia que arda de amor por las almas que Jesús compró al precio de su sangre bendita, “a fin de presentársela a sí mismo, una iglesia gloriosa, que no tuviese mancha ni arruga ni cosa semejante, sino que fuese santa y sin mancha. ” (Efesios 5:27)
Noble ideal que todavía no hemos alcanzado; por esto todavía estamos aquí.
Termino mis pensamientos con la cita que puse en primer lugar en mi blog:
“Cristo espera con un deseo anhelante la manifestación de sí mismo en su iglesia. Cuando el carácter de Cristo sea perfectamente reproducido en su pueblo, entonces vendrá él para reclamarlos como suyos”.

Esperemos al Salvador con fe perfecta. Él vendrá muy pronto tal como lo prometió, aunque no venga hoy.

Yo así lo creo
Leer más...

jueves, 13 de octubre de 2011

Contraste entre el mundo actual y el Reino venidero del Señor Jesucristo

Hoy publicare un artículo que llego por medio de nuestro formulario de contacto en Blogs Cristianos se trata de Carlos B. Cossio el cual ya ha enviado muchas reflexiones todas muy buenas.

Ustedes se preguntaran porque no las publique en Blogs Cristianos, pues BLOGGER me esta dando problema, al parecer solo puedo ingresar al panel de mis blogs las veces que el sistema me deje entrar, lo que considero algo muy molesto para mi y los usuarios que lo esten experimentando.

Mi deducion es que Blogger cree que soy un usuario spam o algo parecido, ya he reportado el problema y estoy esperando solucion por parte de ellos.

Bueno, hablemos del tema que nos mando Carlos B. Cossio, el cual tiene por titulo "Contraste entre el mundo actual y el Reino venidero del Señor Jesucristo".

Hoy estamos viviendo una época muy violenta que está descrita en el texto del Evangelio de Mateo Capítulo 24
Mateo 24.6-8 Y oiréis de guerras y rumores de guerras; mirad que no os turbéis, porque es necesario que todo esto acontezca; pero aún no es el fin. Porque se levantará nación contra nación, y reino contra reino; y habrá pestes, y hambres, y terremotos en diferentes lugares. Y todo esto será principio de dolores.

Pero luego todo cambiará para bien, cuando regrese el Señor Jesucristo a la tierra, quite a los que corrompen la tierra y establezca su reino de paz y justicia que será eterno. Esto está descrito en el libro del profeta Isaias capítulo 11.

Isaías 11.6-9 Morará el lobo con el cordero, y el leopardo con el cabrito se acostará; el becerro y el león y la bestia doméstica andarán juntos, y un niño los pastoreará. La vaca y la osa pacerán, sus crías se echarán juntas; y el león como el buey comerá paja. Y el niño de pecho jugará sobre la cueva del áspid, y el recién destetado extenderá su mano sobre la caverna de la víbora. No harán mal ni dañarán en todo mi santo monte; porque la tierra será llena del conocimiento de Jehová, como las aguas cubren el mar.

Dios te bendiga,

Autor: Carlos B. Cossío
Enviado a traves de email
Pais: USA
Web: www.laprofeciabiblica.wordpress.com
Leer más...

- Huesos Secos: Vivan – (2)

“Así ha dicho Jehová el Señor a estos huesos: He aquí, yo hago entrar espíritu en vosotros, y viviréis”, Ez. 37:5


 Después de esto, Jehová le dio a Ezequiel una revelación sobre cómo ocurriría esto. Tomó al profeta y le dio la visión del valle de los huesos secos. En esa visión, Ezequiel tuvo una experiencia en la que se enfrentó a las condiciones reales de sus compatriotas y a lo que Dios iba a hacer con ellos.

El Espíritu de Jehová le mostró a Ezequiel el valle de los huesos secos y le hizo caminar en medio de ellos. Los huesos estaban dispersos, desconectados y secos en gran manera. Luego el Señor le pregunta: “¿vivirán esos huesos?”. El Señor quería saber si verdaderamente el profeta creía que podían volver a la vida.

Ezequiel responde: “Señor Jehová, tú lo sabes”. Como si le hubiera dicho: “no pueden vivir sin ti, Señor, sólo tú puedes volverlos a la vida”. Entonces le dio la orden de que profetizara a los huesos. Ezequiel obedeció y mientras profetizaba, los huesos secos comenzaron a reunirse.

Luego crecieron tendones en ellos, y después carne y piel; el resultado fue un valle de cadáveres a los que sólo les faltaba el aliento para volver plenamente a la vida. Para ello, el Señor le dijo a Ezequiel que le ordenara al Espíritu que llegara de los cuatro vientos y soplara sobre los muertos. Cuando el profeta lo hizo, volvieron a la vida y permanecieron en pie como un ejército, ¡se había producido una resurrección de los muertos! Después, en los v. 11 al 14, el Señor le aclara a Ezequiel lo que significa la visión (leerlo).

Hay dos cosas cruciales que esta visión nos comunica a nosotros:

1-   ¡Reconoce los huesos!: los huesos eran Israel en la visión; para nosotros es, que podemos estar espiritualmente muertos, aunque estemos físicamente vivos si se extingue la paciencia o la capacidad de esperar, se enfría nuestro amor a Dios y a los demás, y si nuestra fe se convierte en un hábito o en un deber aburrido. Con frecuencia somos como Israel en el exilio: nuestra fe se reduce a ritos y rituales que nos llevan a una vida hueca y aburrida. El resultado es el fingimiento. Debemos tomar conciencia de nuestros huesos secos y admitir que necesitamos que el Espíritu Santo nos llene. Cuando las cosas secundarias o temporales estorban nuestra intimidad con Dios, comenzamos a morir.

2-   ¡Repúdialos!: necesitamos un nuevo corazón para recibir Su Espíritu vivificante. En la visión los huesos se reunieron; los esqueletos recibieron tendones y carne, pero no hubo nueva vida hasta que no sopló su Espíritu sobre ellos. La entrega total es el preludio de la resurrección de los huesos muertos.

Si nuestro corazón se ha endurecido hasta la muerte, Dios lo puede cambiar por uno de carne
Leer más...

miércoles, 12 de octubre de 2011

- Huesos Secos: Vivan – (1)

“Así ha dicho Jehová el Señor a estos huesos: He aquí, yo hago entrar espíritu en vosotros, y viviréis”, Ez. 37:5


 

Todos hemos tenido alguna época en la vida en la que todo parece salirnos mal; todos hemos tenido problemas que no podemos resolver o nos hemos sentido tan deprimidos que nos encontramos decepcionados de la vida. ¿Qué podemos hacer cuando todo nos ha fallado, cuando a pesar de todos nuestros esfuerzos las cosas parecen estar cada vez peores?

Pensemos en Ezequiel, quien fue llamado a ser profeta entre el pueblo de Dios cuando todas las cosas parecían haber fracasado:

*      Durante la decadencia espiritual y política de Judá y Jerusalén

*      Cuando se profanó la gloria del templo al quitar los muebles y adornos de oro para evitar la derrota por medio del pago de tributos

*      Cuando subieron al trono y cayeron cuatro de sus reyes

*      Cuando los babilónicos tomaron a los de Judá por esclavos

*      Cuando él mismo fue llevado al exilio en Babilonia junto con el rey, los principales ciudadanos, los príncipes y artesanos de Judá

Los babilónicos les permitieron a los judíos vivir en comunidades y llevar una existencia casi normal. Sin embargo, ellos no podían olvidarse de su derrota y de su humillación. Además, el concepto que tenían de la providencia de Dios y de su soberanía era tan limitada que creyeron que Dios sólo estaba con ellos si vivían en la tierra prometida. El ser deportado de Palestina equivalía a separarse de Jehová (Sal. 137:1 – 6).

Fue durante una de esas épocas de depresión cuando Jehová levantó a Ezequiel; lo que Jehová deseaba que sucediera en el corazón de su pueblo lo hizo germinar primero en su profeta. La condición del pueblo era de pecado en extremo. En el capítulo ocho vemos que Dios le da una visión a Ezequiel y le muestra las abominables idolatrías que se practicaban en el templo (v. 10), el culto a Tamuz (v. 14) y la adoración al sol (v. 16) entre otros. Una descripción detallada de los pecados de Jerusalén está en el capítulo 22.

El tema central de la Biblia es la resurrección. Dios puede tomar en sus manos personas o pueblos muertos y hacerlos resucitar a una nueva vida por medio de su Espíritu Santo. Ese fue el mensaje que dio Ezequiel al pueblo de Dios durante los veinte años de su ministerio en Babilonia. El Señor le aseguró a Ezequiel que sacaría al pueblo del exilio, pero para entonces ya no serían los mismos. El exilio sería como una muerte para todo lo que habían sido, incluyendo su orgullo. Entonces, de entre los sepulcros del fracaso y la apostasía, Dios resucitaría un pueblo nuevo. Les daría un nuevo corazón y pondría Su Espíritu en ellos (Ez. 36:26 – 28).

 Continuará…
Leer más...

martes, 11 de octubre de 2011

Por no estar Inscrito en libro de la vida

Tendría aproximadamente la edad de 6 a 7 años cuando veía que mi madre muy temprano en la mañana vestía a mis hermanos y los enviaba a la escuela de esa comunidad. Recuerdo que la escuela se llamaba Simón Rodríguez ubicada en la comunidad de Las Palomas en mi querido Delta Amacuro.

Para mi era desesperante tener que ver partir a mis hermanos a la escuela y yo quedarme solo en casa con mamá. Mi madre tenía que tomarme en los brazos y calmarme, porque yo comenzaba a llorar y quería irme a la escuela.

Este drama se repetía todos los días. Hasta que un día vino la maestra a mi casa, y estuvo conversando con mi mamá. Yo no se de que hablaron, solo se que al terminar su amena conversación, me dijeron las dos: “A partir de mañana iras a la escuela”.

Al siguiente día por la mañana mi madre me envío con el resto de mis hermanos a la escuela. Recibí las clases, traté de portarme lo mejor posible en el salón, compartí con todos mis amiguitos, me sentía muy a gusto en la escuela; pero toda esa alegría terminó cuando llego el fin del año escolar.

La maestra comenzó a entregarles los boletines con sus respectivas notas a los demás alumnos, y a la vez los abrazaba y los felicitaba por haber pasado de primero a segundo grado. Yo me sentía turbado porque después que llamaron a todos y a mi no me llamaron; tampoco me entregaron boletín de notas, mucho menos fui felicitado.

En mi confusión corrí hacia la maestra y le pregunte: ¿Donde están mis notas? ¿Por qué no fui mencionado? ¿Maestra que pasa conmigo? Ella me miro con mucha tristeza y me dijo: ¡Hijo tu no pasaste porque no estabas inscrito! Fue allí cuando me enteré que no había sido más que un simple oyente en el salón de clases y que por no estar inscrito no pase de grado. Esto fue para mí una experiencia muy amarga a mi temprana edad.

A partir de ahora me cercioraría de estar inscrito antes de comenzar a recibir clases.

Esta historia personal me hace recordar el texto bíblico que aparece en el libro de Apocalipsis 20:15, donde dice: “Y el que no se halló inscrito en el libro de la vida fue lanzado al lago de fuego”. Muchos años después de aquella experiencia, pude constatar que así como se llevan los registros en los liceos, escuelas, universidades, empresas, instituciones públicas, etc. Así Dios también lleva un registro en un libro llamado el Libro de la Vida, donde solo están inscritos los que han renunciado al pecado y han recibido a Jesús como su Salvador personal.

Algo más aprendí, que la razón más grande de nuestra alegría es que nuestros nombres estén escrito en los cielos, según Lucas 10:20, que dice: “Pero no os regocijéis de que los espíritu se os sujetan, sino regocijaos de que vuestros nombres están ESCRITOS en los cielos”. Además señala la escritura que en la patria celestial solo entrarán los que están inscritos.

Dice Apocalipsis 21:27: “No entrará en ella ninguna cosa inmunda o que hace abominación o mentira, sino solamente los que están INSCRITOS en el Libro de la Vida del Cordero”.

Usted se preguntará ahora:


¿Cómo hago yo para inscribirme en el libro de la vida?


Le recomiendo leer Romanos 10:8-10, que dice: “Más ¿qué dice? Cerca de ti está la palabra, en tu boca y en tu corazón. Esta es la palabra de fe que predicamos: que si confesares con tu boca que Jesús es el Señor, y creyeres con tu corazón que Dios le levantó de los muertos, serás salvo. Porque con el corazón se cree para justicia, pero con la boca se confiesa para salvación”.

¿Esta usted inscrito?


Escrito por: Pastor Isidro Rodriguez
Email: pastorisidro@hotmail.com
Tlf: 0414-7696884
País: Venezuela
Extraído de: Un volante cristiano
Leer más...

Palabra de Dios para Hoy - ¿Estas Preocupado?

Probablemente ha estado usted en la niebla.


Es una humedad que enfría el aire y le quita los rizos a sus cabellos. Sin embargo ¿Sabe usted cuanta agua hay realmente en ella?


Si hubiese una densa niebla cubriendo 7 manzanas de la ciudad a una profundidad de 30 metros, ¡el verdadero contenido de agua podría ser menos de un vaso! Así; es cuando esta condensada, toda esa neblina que produce que el trafico se mueva a paso de tortuga y le impide ver el edificio de enfrente puede caber dentro de un vaso.

Así es la preocupación, oculta la realidad. Nos hiela hasta los huesos. Bloquea la calidez y la luz de los rayos del sol. Si pudiéramos ver a través de la niebla de nuestra preocupación y hacia el futuro contemplaríamos nuestro problema en su verdadera dimensión.
El apóstol pablo dijo: Por nada estéis afanosos, sino sean conocidas vuestras peticiones delante de Dios en toda oración y ruego, con acción de gracias. (Filipenses 4:6).

El preocupado no puede accionar sino que como el perro que roe una y otra vez su hueso, lo entierra, lo saca y vuelve a roer sin sacarle provecho así también el preocupado cae en un círculo vicioso, se preocupa pero no resuelve nada; por lo tanto la Biblia dice: "Ciertamente como una sombra es el hombre; ciertamente en vano se afana; amontona riquezas, y no sabe quien las recogerá". salmos 39:6

¿Estas preocupado?



No tienes porque estarlo, recuerda que: "...Para los hombres todo es imposible; mas para Dios todo es posible" Mateo 19:26.


Dile a DIOS como te sientes y cuan necesitado estas de EL, para que tu niebla se convierta en un día con un sol radiante.


Si confías en que Dios te puede ayudar repite esta oración: Señor Jesús te acepto como mi Señor y Salvador, perdona mis pecados, límpiame con tu sangre y acéptame como tu hijo para servirte sólo a TI.


Escrito por: Pastor Isidro Rodriguez
Email: pastorisidro@hotmail.com
Tlf: 0414-7696884
País: Venezuela
Extraído de: Un volante cristiano
Leer más...

“Yaciendo junto al estanque” (2)

“Cuando Jesús lo vio acostado, y supo que llevaba ya mucho tiempo así, le dijo: ¿Quieres ser sano?”, Juan 5:6


 No obstante, a pesar de tanta promesa, estaban ciegos a ellas; no estaban esperando en lo que debían esperar. El paralítico representa a multitud de creyentes que se encuentran en condiciones desesperadas. Jesús sabía lo que este inválido estaba pensando, lo que necesitaba. Tal vez, de entre todos, era el más necesitado, y Jesús siempre era movido hacia la mayor necesidad: 38 años de esperanzas frustradas, sufrimientos insoportables y una gran SOLEDAD.

 Tú puedes ser el que yace junto al estanque; quizás estés en una situación sin esperanza y sin salida; nadie entiende la profundidad de tu sufrimiento, a nadie le importas lo suficiente como para ayudarte; no tienes un amigo o un ser querido que tenga tiempo y amor para consolarte.

 Piensa en los años de lucha de este hombre, las heridas acumuladas, cuántas veces agitaría su mano pidiendo ayuda. En el lecho de la depresión y la desesperación, esperando un milagro.

 ¿Por qué le pregunta el Señor QUIERES SER SANADO? ¿No querría cualquiera en esa condición ser sanado? La pregunta supone que podría no querer ser sano. Jesús sabía que estaba en esa condición de lástima por años. Hay un peligro en la agonía y el dolor prolongado, y es que al final la persona se rinde y abraza la pena.

 En el v. 7 vemos que el hombre no estaba listo para la responsabilidad de ser sanado. En lugar de responder “Sí, quiero”, contestó… a nadie le importo, ellos tienen la culpa, etc. La amargura se había apoderado de él. Estaba impedido físicamente y degenerado espiritualmente por la amargura.

 Quizás había oído hablar de Jesús, pero no lo reconoció (v. 8). Jesús no lo regañó ni le hizo demandas morales, sólo lo RETÓ: levántate y sé sano por fe, o yace en la autocompasión y muere solo.

 ¿Qué habría pasado si no hubiera creído? Jesús no lo forzaría ni lo levantaría en contra de su voluntad. Él tenía que CREER. Era ¡Ahora o Nunca!
Leer más...

Como si Fuera mi Ultimo día - Tercer Cielo, Video

Comparte este inspiracional y hermoso video con la gente que quieres HOY MISMO no esperes a mañana.

CON ESTE VIDEO NOS DAMOS CUENTA LO ALEJADOS Q ESTAMOS DE NUESTROS SERES QUERIDOS Y NOS MOTIVA A DEDICARLES MAS TIEMPO Y A DEMOSTRARLES EL GRAN AMOR Q SENTIMOS X ELLOS.


Mi ultimo día Tercer Cielo Letra y Música

Leer más...

lunes, 10 de octubre de 2011

“Yaciendo junto al estanque” (1)

“Cuando Jesús lo vio acostado, y supo que llevaba ya mucho tiempo así, le dijo: ¿Quieres ser sano?”, Juan 5:6


 El estanque de Betesda (v. 2) fue convertido por los judíos en una especie de santuario de milagros. Éste era aparentemente alimentado por una corriente subterránea y en ciertas temporadas, el agua se agitaba. Este movimiento del agua se le atribuía a un ángel invisible que desataba un poder sanador dentro del estanque, y la primera persona enferma que entraba era sanada. Igual que el “Santuario de Lourdes” en Francia. Betesda estaba rodeado por cinco pórticos (v. 3) que habían sido construidos para albergar a las multitudes.

En este pasaje (v. 4) Juan solamente está transcribiendo una tradición de los judíos cuando escribe lo del ángel. Posiblemente lo escribió para poner de manifiesto su debilidad y limitación en comparación con el total y absoluto poder sanador de Jesucristo.

En su evangelio, Juan nos revela a Jesús como el “Hijo de Dios”; y las palabras que más usa son “fe” y “vida eterna”. Las escenas del estanque eran de egoísmo y dolor, contrario y diferente a lo que Dios es. Egoísmo, porque sólo los más fuertes podían a empujones llegar al estanque; los ricos o importantes podían hacer que los pobres les dejaran su lugar; los que tenían amigos o familiares saludables y fuertes podían meterlos primero. Sólo los ágiles o sagaces podían llegar primero al agua.

Visualicemos la escena: alguien gritaba “el agua se está moviendo”, ¡qué locura se producía en el agua! Las esperanzas de los débiles y necesitados se rompían porque alguno más listo llegó primero. Un pobre inválido (v. 5) oyó ese grito durante 38 años; él no tenía oportunidad, porque mientras se arrastraba, todo terminaba rápido, otro había entrado al agua. Quizás muchos fueron sanados, pero eso no es lo que importa aquí.

Cada sanidad sólo traía más angustia y desesperación en los necesitados. Los sacerdotes hacían mercadería. Jesús debió estar ATERRADO. Él acababa de venir del Pozo de Sicar, donde le había revelado a la mujer samaritana que Él era EL AGUA DE VIDA. Esa agua de vida no estaba en un estanque, sino dentro del corazón, por medio de la fe.

Los judíos que yacían junto al estanque tenían a Moisés, a los profetas y los Salmos de David. Dios le había dicho a través de Moisés en Éxodo 15:26 que Él era su sanador; por medio del salmista David les dijo que Él era quien sanaba todas sus enfermedades (Sal. 103:3); por medio del profeta Jeremías les dijo: “Sáname, oh Jehová, y seré sano…”, (17:14).

 Continuará…
Leer más...

sábado, 8 de octubre de 2011

¡Quiero que seas Bendecido!

“Amado, yo deseo que tú seas prosperado en todas las cosas, y que tengas salud, así como prospera tu alma”, 3ª Juan 2



 La perfecta voluntad de Dios para nosotros es la prosperidad, que seamos bendecidos en todo. Esto incluye el área física (salud), el área espiritual (madurez, crecimiento) y el área económica (finanzas). Veamos a detalle lo que esto significa:

1-   Salud Física: Pablo nos dice en 1ª Cor. 6:20 que Cristo YA compró la salud para nosotros. Cuando estamos enfermos, no tenemos deseos de servir a Dios. en ocasiones, el enemigo nos hace creer en síntomas de enfermedad para evitar que le creamos a Dios, pero es ahí cuando nosotros debemos creer la Palabra y NO al síntoma. Isaías 53 dice que “por sus llagas fuimos nosotros curados”; notemos que dice fuimos y no, seremos. Éxodo 15:26 encontramos la promesa de sanidad más antigua de la Biblia; si nos mantenemos dentro de la Palabra de Dios, Él nos tiene cercados (Job 1). La mujer sirofenicia no tenía derecho a la sanidad porque no era hija, pero por su fe la recibió. La sanidad es pan para los hijos. Tenemos derecho a ella, no nos conformemos con migajas.

2-   Salud Espiritual: tiene que ver con la salud interior, del alma. Nuestro hombre interior necesita ser alimentado aun más que el exterior, con oración, ayuno, tiempo devocional. Debemos cuidar nuestro tiempo devocional; vivir sin orar nos convierte en religiosos. En el libro de los Hecho vemos a Pedro que se reunía en el templo a la hora de la oración. La oración es fuente de vida. Si dejamos de comer nos debilitamos; lo mismo pasa en lo espiritual.

3-   Salud Financiera: debemos tener cuidado con el manejo de nuestras finanzas. Una de las prioridades debe ser dar nuestro diezmo, después suplir las necesidades en el hogar y el resto depositarlo en el banco del cielo. Recordémosle al Señor sus promesas en Marcos 10:28 y 29. Se necesitan las finanzas para extender el reino de los cielos. Si damos para la obra de Dios, siempre estaremos en prosperidad y en bendición. Recordemos a la viuda que dio TODO lo que tenía, mientras otros daban de lo que les sobraba. El enemigo también quiere controlar nuestra cartera con la finalidad de estancar la obra de Dios.

 Cuando Jesucristo murió en la cruz lo dio TODO por nosotros: toda su sangre, toda su vida. Lo mejor de Dios nos fue dado: Cristo. Nuestro reto es mantenernos sanos, maduros y prósperos.

¡DEMOS TODO POR CRISTO!

Leer más...

viernes, 7 de octubre de 2011

¿Qué espera Dios del Mundo?

Cuando escuchamos en los medios que están ocurriendo muchos eventos alrededor del mundo; las primeras preguntas que surgen en la mente son: ¿Por qué Dios permite todo esto? O quizás muchos han olvidado la existencia de Dios, con la finalidad de proseguir con una vida apartada de la verdadera voluntad de Dios para con nosotros.

Hasta hoy en día, Dios ha demostrado que la Biblia es el único libro en el que podemos confiar, lo ha demostrado porque hasta hoy en día, todo lo descrito en ella se ha cumplido al pie de la letra. Gracias a nuestra avanzada tecnología se ha logrado comprobar la veracidad de ella (aunque yo nunca dudé).

Ahora, todos esperamos mucho de Dios, pero la primera pregunta que debemos de hacernos es: ¿Qué he hecho yo por Dios?

¿Le has creído a su Palabra? O quizás has despreciado a su Hijo… Y ahora que el mundo se ha vuelto un caos por el pecado y la inmoralidad, que recorre del Norte al Sur del Occidente al Oriente, culpamos a Dios. La mayor parte del mundo menosprecia a su Hijo, cuando que la Biblia dice claramente que solamente Él nos llevara a la Vida Eterna. Hoy en día el mundo se ha vuelto a las fabulas, se han hecho sus propios dioses en metales, maderas, joyas, e inclusive han convertido sus propias casas en templos, para adorar a los falsos dioses, y a todo ser que pueda ofrecer una “luz de fe”.

¿Acaso no podemos darnos cuenta que es lo que Dios nos esta mostrando?

Él le esta pidiendo arrepentimiento a la humanidad y me incluyó yo mismo, con la diferencia de que yo he creído en su Hijo Jesucristo, he creído que él me ha limpiado de todo pecado como lo dice su Palabra, su sacrificio en la cruz me ha traído la convicción que estaré pronto con Él. Las razones para creer en Él son muchas, si lo que se escribió hace algunos miles de años, ahora lo están viendo nuestros ojos, entonces el resto de las profecías que indican que Jesús Viene Pronto, podrían estar a la vuelta de la esquina.

Él viene pronto para rescatar a los suyos y viene para sacudir el trigo y separar la paja para echarla al fuego. La pregunta es ¿En que grupo te encuentras tú? Si te encuentras en el grupo que no le espera, y si has creído que creando tus propios dioses, o quizás utilizando tu propia casa para levantar estatuas creyendo que ahí esta Dios, entonces aun no eres creyente del verdadero Dios.

Su Palabra nos dice:

Así que, arrepentíos y convertíos, para que sean borrados vuestros pecados; para que vengan de la presencia del Señor tiempos de refrigerio. Hechos 3:19

Pero Dios, habiendo pasado por alto los tiempos de esta ignorancia, ahora manda a todos los hombres en todo lugar, que se arrepientan. Hechos 17:30

Él está esperando un cambio genuino en la humanidad, está esperando que no solamente digamos “creo en Dios”, Él quiere que también hagas viva su Palabra en tu corazón.

No importa que tan grande es tu pecado: Lo mas bello es que toda persona que verdaderamente declara a Jesús como su Salvador, inmediatamente es perdonada, esto se logra si el individuo le declara con todo su corazón; y abandona cualquier práctica que le este ensuciando el alma.

Si confesamos nuestros pecados, él es fiel y justo para perdonar nuestros pecados, y limpiarnos de toda maldad. 1 Juan 1:9

El paquete incluye: Vivir por siempre aunque mueras, Perdón de pecados y la restauración de tu vida, dentro de todo ello recibirás: Gozo, Mansedumbre, Paciencia, Bondad; y aunque veas que el mundo se desborona, recibirás consuelo de parte de Dios, aquí esta la promesa si crees:

Pero yo os digo la verdad: Os conviene que yo me vaya; porque si no me fuera, el Consolador (Espíritu Santo) no vendría a vosotros; mas si me fuere, os lo enviaré. Juan 16:7

Hoy en día, el Santo Espíritu es quien fortalece la vida de cada persona que ha confesado a Cristo como su Salvador; y yo doy fe que esta promesa es real, porque yo lo he comprobado. Aunque no todos los problemas van a desaparecer, pero el día que Cristo vuelva serás levantado(a) para ya no sufrir nunca más:

Volverán los rescatados del SEÑOR, entrarán en Sion con gritos de júbilo, con alegría eterna sobre sus cabezas. Gozo y alegría alcanzarán, y huirán la tristeza y el gemido. Isaías 35:10

Me puedes llamar: Loco, fanático, lunático, pero no te puedo negar que esta locura me ha traído paz a mi corazón, y me ha demostrado que Dios es amor, pero ese amor es ofrecido a todos aquellos que creemos en el sacrificio de su Hijo Jesucristo, a todos aquellos que nos comunicamos con Él, no teniendo ninguna imagen ni semejanza en la Tierra de Él.

A Dios se le encuentra solamente en la oración, que es la comunicación directa con Él, con ayuno y con vigilia.

¿Qué Dios le pide a la humanidad entonces?

Esta pidiendo Arrepentimiento de todas las faltas que nos han alejado de Dios, y confesar a Jesús de corazón, para el perdón de pecados. Puedes comenzar por recordar todo aquello que te ensució el alma y te ha apartado de su presencia. Luego puedes comenzar a decirle a Jesús que verdaderamente quieres tener un cambio en tu vida, confiésale tus faltas y dile que viva dentro de tu corazón y te dirija hacia el lugar correcto.

Hoy en día, con tantos eventos que están ocurriendo, es probable que tanto como tu o como yo, podamos ser impactados por cualquier acontecimiento y quizás nunca mas podremos volver a comunicarnos, sin embargo el día que tu decidas seguir a Cristo, no a una religión, ni tampoco mandamientos creados por hombres, tengo la esperanza, y tengo la convicción que un día me digas: Hermano Emerson un día leí un articulo suyo, en donde leí lo que Cristo podía hacer por mi, y ahora estoy aquí en el cielo glorificando a Dios. Aunque en el cielo no hay mas llanto, tratare de llorar de gozo si Dios me lo permite, o quizás reiré de alegría, el saber que una alma mas comprendió el llamado de Dios para su corazón y la de su familia.

Estos son dos videos que muestran una realidad, Tu Regalo, y ¿Cómo evitar el infierno?, aquí se describen mas promesas de las que Dios quiere que seamos librados. El amor de Dios es grande, pero para todas las personas que desean hacer su voluntad; Y para las que aun no han entrado en su perfecta voluntad, Él sigue llamando con lazos de amor y de misericordia a cada corazón, antes que sea demasiado tarde.

Que el amor del Padre, el Hijo y el Espíritu Santo les bendiga y traiga la convicción para sus vidas, para sus hogares, para usted querido lector, que esta detrás de su computadora siendo tocado por el poder de Dios.
La Paz de Cristo

Emerson Díaz

Extraído del Blog: LaultimaGeneracion.com 

Pero si alguno ama a Dios, ése es conocido por El. 1 Corintios 8:3

(Porque por fe andamos, no por vista) 2 Corintios 5:7

Porque si alguno es oidor de la palabra pero no hacedor de ella, éste es semejante al hombre que considera en un espejo su rostro natural. 24Porque él se considera a sí mismo, y se va, y luego olvida cómo era. 25Mas el que mira atentamente en la perfecta ley, la de la libertad, y persevera en ella, no siendo oidor olvidadizo, sino hacedor de la obra, éste será bienaventurado en lo que hace.

26Si alguno se cree religioso entre vosotros, y no refrena su lengua, sino que engaña su corazón, la religión del tal es vana. 27 La religión pura y sin mácula delante de Dios el Padre es esta: Visitar a los huérfanos y a las viudas en sus tribulaciones, y guardarse sin mancha del mundo. Santiago 1:23-27

Amados, ahora somos hijos de Dios y aún no se ha manifestado lo que habremos de ser. Pero sabemos que cuando El se manifieste, seremos semejantes a El porque le veremos como El es. 1 Juan 3:2

Que si confiesas con tu boca a Jesús por Señor, y crees en tu corazón que Dios Lo resucitó de entre los muertos, serás salvo. 10Porque con el corazón se cree para justicia, y con la boca se confiesa para salvación. Romanos 10:9-10
Leer más...

- Un desafío a Servir – (3)

“Pues ¿qué gloria es, si pecando sois abofeteados, y lo soportáis? Mas si haciendo lo bueno sufrís, y lo soportáis, esto ciertamente es aprobado delante de Dios”, 1ª Pe. 2:20


 Explicación de las consecuencias

El apóstol Pablo amplía cada uno de los conceptos anteriores en 2ª Cor. 11:23 – 28.  En el v. 23, Pablo pregunta: “¿son ministros de Cristo?... Yo más”. Después, menciona algo muy importante para sostener su afirmación: ¡Las cosas que ha sufrido! En los versículos que siguen, Pablo enumera las consecuencias dolorosas.

Si hablamos en serio cuando decimos que queremos conformarnos a la imagen de Cristo, tendremos que aprender a hacer frente a las consecuencias. Los que sirven, sufrirán (2ª Cor. 11:23 – 28):

  • En trabajos: en correspondencia con las presiones y tensiones (tribulación) están los trabajos (v. 27 y 28). La presión y la tensión debilitan, y algunas veces matan

  • En cárceles: en concordancia con los “apuros” menciona las ocasiones en que sufrió maltrato y cárcel (v. 26). Cuando se ha estado en la cárcel uno se pregunta dónde está Dios y ocasionalmente hasta se duda de Él. Se experimenta la confusión, se está desorientado, y sobre todo, existe una profunda soledad

  • En azotes: en concordancia con las consecuencias negativas de la “persecución” Pablo menciona el recibir azotes (v. 24 y 25). Se refiere al momento cuando se abusa físicamente de alguien, aunque generalmente ocurre más en el plano emocional que en el físico

  • En peligros de muerte: cae en la categoría del rechazo (v. 25 al 27). ¿Cómo pudo ocurrirle esto a un hombre como Pablo? ¿Por qué permitió Dios eso? Lo permitió para dar curso al servicio


Sugerencias para hacer frente a las consecuencias

1-   “A mí no me toca nada que no haya pasado por las manos de mi Padre celestial”: NADA. Cualquier cosa que ocurra, Dios la ha aprobado. Tal vez no sepamos por qué (tal vez nunca lo sepamos), pero sí sabemos que nuestro dolor NO es un accidente para Él, quien dirige nuestra vida. A Él nada lo toma por sorpresa

2-   “Todo lo que yo soporto está diseñado para prepararme a fin de que sirva a los demás de una manera más eficaz”: TODO. Mi Padre me está conformando a la imagen de su Hijo. Todo lo que pase tiene el propósito de dejar mis manos vacías de mis recursos, mi propia suficiencia, para que me vuelva hacia Él

Puede que las cosas no sean lógicas ni justas, pero cuando Dios dirige los acontecimientos de nuestra vida, son buenas, aunque suframos las dolorosas consecuencias de servir a los demás.
Leer más...

Reflexiones Cristianas - Descanso para vuestras almas

“Venid a mí todos los que estáis trabajados y cargados, y yo os haré descansar. Llevad mi yugo sobre vosotros, y aprended de mí, que soy manso y humilde de corazón; y hallaréis descanso para vuestras almas; porque mi yugo es fácil, y ligera mi carga”. Mateo 11:28-30


El alma es el equivalente al software de una computadora. Los norteamericanos dicen “garbage in, garbage out” hablando de computadoras. Esto quiere decir que si alimentas tu computadora de basura, como resultados vas a obtener mas basura también. La mente trabaja de manera similar. La biblia enseña y separa el espíritu, el alma y el cuerpo. Específicamente Jesús está hablando del alma en esta ocasion, donde se dice que se encuentran los pensamientos, las emociones y las decisiones.

De manera similar a una computadora, nuestros pensamientos, emociones y decisiones son el resultado de cómo alimentamos nuestra mente. Así como hay cansancio físico, también hay cansancio mental y emocional. Jesús hace una invitación a los cansados del alma. En alguna ocasión me ha tocado que voy cargando una maleta mientras voy viajando por un tren de pasajeros cuando salgo de viaje en los aeropuertos. No es hasta que me doy cuenta que puedo descansar de ese peso con tan solo dejar mi maleta en el piso del tren.

Pero de manera similar hay cargas mentales y emocionales que funcionan de la misma manera. Jesús estaba hablando del alma y se estaba refiriendo a la existencia de cargas y yugos del alma. ¿Cuántas veces no nos encontramos llevando cargas y yugos en el alma, sin ni siquiera darnos cuenta? Tal vez el cansancio físico es muy obvio y no tardaremos mucho en darnos cuenta que llevamos las maletas sobre nuestros hombros, cuando en realidad podemos descansar al dejarlas en el suelo. Pero las cargas del alma muchas veces pasan tan desapercibidas y no nos damos cuenta que las llevamos sobre nuestros hombros hasta que ya son insoportables. ¿Y qué me dicen de los yugos del alma que funcionan de manera similar?

Se dice que a los elefantes en los circos se les colocan unos grilletes en las patas desde que son pequeños para mantenerlos atados y que no escapen. Aun cuando crecen estos elefantes con tan solo traer el grillete colocado en la pata ya no hacen mucho esfuerzo para moverse y retirarse del lugar. A pesar de ser tan fuertes cuando son elefantes adultos, sus mentes ya están programadas para no esforzarse y lastimarse, de tal forma que permanecen atados a esos grilletes con cadenas. Ellos han sido programados para ni intentar escapar.

¿Cuántos de nosotros estamos atados a grilletes del alma? ¿A pensamientos y emociones imaginarias e inexistentes tal vez? Jesús estaba hablando de la vida lejos de Dios, que produce cargas y yugos del alma. Jesús sabía que había miles de personas con cargas y yugos del alma en esos momentos, ahí es donde el hace esta invitación:

“Venid a mí todos los que estáis trabajados y cargados, y yo os haré descansar”

¡El alma cansada y atada con estos yugos entiende estas palabras! Estoy seguro que más de dos o tres personas dijeron ¿Cómo sabe Jesús que yo me siento así?. Jesús hace un ofrecimiento,! realmente es un intercambio!. Tu lleva mis cargas y mis yugos, y yo llevo tus cargas y tus yugos”. Si, Jesús ofrece un intercambio de cargas y yugos. Pero además añade:

“Y aprended de mí, que soy manso y humilde de corazón”

Jesús muestra su lado humano y se pone como ejemplo. Aprended de mi… Aquí es donde Jesús toca la parte más sensible de nuestra mente y emociones… el corazón. Jesús se hizo tan sensible a las personas que podía saber el sufrimiento de los corazones. Se necesita ser manso y humilde para aceptar que estamos cansados en el lama y ya no podemos con ciertas cargas del alma y que muchas veces tenemos yugos que no nos permiten ser libres.

Imagínate a una persona ir y tratar de convencer al elefante; ¡ es que tu eres poderoso y fuerte!.! Ya no estás atado a ninguna cosa que impida que seas libre! ¡Ya puedes escapar!. Imagínate a esa persona tratando de convencer al elefante; ¡ya no eres un elefante bebe, ahora posees una fuerza mil veces más grande!.
Es obvio que un elefante no tiene la capacidad para ser convencido y razonar. Pero Dios le habla a las personas de cosas entendibles y accionables. Aprende de otro humano como tú, aprended de mi.

¡ Yo descanso porque soy manso y humilde de corazón!. Te ofrezco ese descanso.

Jesús te ofrece una yugo fácil y una carga ligera. Jesús te ofrece una nueva manera de ver las cosas. Una nueva manera de reaccionar ante los problemas y circunstancias de la vida. El yugo del alma y la carga del alma no es físico, es mental y emocional. Producido por el pecado o simplemente por estar lejos de Dios o tratar de llevar las cargas insoportables de la vida y los yugos que nos imponenen a lo largo de la vida.

Jesús te ofrece nuevas maneras de razonar y nuevas emociones. Diferentes a las tuyas.

La vida en Jesús es realmente un intercambio de cargas y yugos. ¿Reconoces alguna carga en tu vida? ¿Reconoces algún yugo en tu vida que no te permite vivir en libertad? ¿Algún grillete emocional o mental? Jesús te ofrece un intercambio hoy mismo.

Puedes decirle en este momento, ¡Ya no puedo más Jesus! ¡Quiero descansar en ti! ¡Lleva mis cargas Jesús! Acepto ese intercambio. Conforme decides descansar en Jesús sentirás como esas cargas se van.

Jesús tomo las tuyas y te dio las de él. Descansa en el.

y hallaras descanso para tu alma…

Bendigo el nombre de Jesús por tu vida y declaro descanso para tu alma, en el nombre de Jesús.

Bendiciones;

Autor: Abdiel Salas

Web: abdielsalas.obolog.com
Leer más...