“Entonces muchos de los judíos que habían venido para acompañar a María, y vieron lo que hizo Jesús, creyeron en él”, Juan 11:45

 Verso 30 al 32: Jesús aun no entraba a la aldea; María le dice lo mismo que su hermana

  • Verso 33 al 37: en el idioma original significa que se turbó, medio se molestó por los efectos del pecado que producen la muerte en el hombre, por la enfermedad, por el dolor de los demás, por la incredulidad del hombre. Y lloró. Había incredulidad en toda la gente. Primero en Marta, luego María y ahora los discípulos. Este suceso estaba rodeado de incredulidad. El corazón del Señor estaba triste, estremecido
  • Verso 38: aquí lo vemos realmente turbado y triste. No por la muerte de Lázaro, porque Él sabía que lo iba a resucitar, sino por la poca fe del pueblo, de sus discípulos y de sus amigos
  • Verso 39: el sepulcro estaba en una cueva y Él ordena que se quite la piedra. Cuando el Señor se va a rebelar aparecen obstáculos y luchas (internas o externas); Marta seguía en su incredulidad. Jesús se había parado frente a ella diciéndole: “Yo soy la resurrección y la vida”, pero su fe no estaba en su Palabra
  • Verso 40: Jesús le reprochó su falta de fe. El Señor nos ama y no nos abandona aun en medio de la prueba. Es más, en ocasiones Él incrementa la prueba para que la vieja mente no controle nuestra vida
  • Verso 41 y 42: Jesús alzó sus ojos. Abajo veía pura incredulidad. Debemos alzar los ojos a Él cuando las cosas no marchen bien aquí abajo
  • Verso 43: alzó su voz… ¿Por qué? Porque su orden no estaba dirigida a la cueva, sino al Hades donde Lázaro estaba esperando a Cristo
  • Verso 44: se transporta el espíritu de Lázaro, entra en ese cuerpo muerto. Un cuerpo ya descompuesto. De pronto entra la vida resucitada y ese cuerpo muerto empieza a transformarse: tejidos nuevos, músculos nuevos, órganos nuevos, ¡Un súper milagro!
  • Verso 45: ¿Cuál fue el propósito de todo? ¡Que creyeran en Él!

 ¡Dios busca y hasta promueve circunstancias en nuestra vida PARA QUE SU GLORIA SEA REVELADA A NUESTRAS VIDAS y creamos en Él!

 No importa cuáles sean las circunstancias: debemos creer, tener fe y que ésta crezca día a día

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...