Reflexiones Cristianas: febrero 2014

martes, 25 de febrero de 2014

Mensajes Cristianos - Buenos Mensajes para Ti

Hola a todos,

Quiero recomendar un buen blog con muchos mensajes cristianos de bendición para ti.

Renueva tu vida con este bello blog su nombre es Mensajes Cristianos.

Bendice tu alma con todo lo nuevo que tiene para ti esta fabulosa web, no esperes mas y comienza ya a leer muchos Mensajes Cristianos de total bendición para tu espíritu.

Te hacemos saber que mensajes cristianos es otra extensión de esta web.
Queremos desearte muchas bendiciones por leernos a diario, gracias por tu apoyo, sin ti no podríamos haber llegado hasta aquí.

Atentamente: Martin M Mora
Administrador del Blog
Leer más...

domingo, 23 de febrero de 2014

¿Qué Guía tu vida? - Reflexiones Cristianas

botella-a-la-deriva¿Qué Guía tu vida? - Reflexiones Cristianas

Siento mucho la ausencia, tuve mis motivos, más adelante se los comentaré, creo que será un testimonio muy especial. Ahora sí, al tema de fondo:

¿Quién guía mi vida? es una pregunta que estuvo rondando mi cabeza estos últimos meses, y no se durante cuanto tiempo la suya, que difícil es mantener el norte ¿verdad?, lidiar con circunstancias inesperadas y confiar en el Señor todas las respuestas y soluciones.

Bien, no existe un manual que nos diga el paso a paso y que hacer en cada una de las circunstancias que nos toca vivir, sin embargo existe literatura cristiana que narra testimonios reales de personas de a pie, comunes y silvestres como tú y como yo, que han salido victoriosos (gracias a Dios), hermanos en Cristo, maduros y no tan maduros que les ha tocado vivir situaciones con un propósito, moldear el carácter o el corazón.

Dios guía nuestra vida, él tiene un propósito con ella, uno general (la gran comisión) pero también tiene uno particular, ¿cuál es el tuyo? No lo sabes, no te tengas miedo de preguntar, tenemos un Dios vivo, él sabrá como responderte, a través de una persona, una situación...No bajemos los brazos antes de tiempo.

Escrito por: Heidi
URL Original: ¿Qué guía tu vida?
Leer más...

jueves, 13 de febrero de 2014

Reflexiones Cristianas - Aprendamos a ser Compasivos

compasionLa enfermera acompañó a un joven cansado y ansioso hasta la cama de un hombre mayor. Su hijo está aquí, le susurró al paciente. Tuvo que repetir esas palabras varias veces antes que los ojos del paciente se abrieran. Estaba bajo los efectos de un fuerte sedante debido al dolor por su ataque al corazón, y veía confusamente al joven parado en el exterior de su carpa de oxígeno.

Extendió su mano y el joven la tomó firmemente con las suyas, transmitiéndole un mensaje de aliento. La enfermera trajo una silla al lado de la cama. Toda la noche el joven estuvo sentado sosteniendo la mano del anciano y dándole suaves palabras de esperanza.

El moribundo no decía nada mientras se sostenía firmemente de su hijo.
Al acercarse la madrugada, el paciente murió.

El joven puso sobre la cama la mano sin vida que había estado sosteniendo y fue a notificar a la enfermera. El joven esperó, mientras la enfermera hacía lo necesario.

Cuando concluyó su tarea, la enfermera comenzó a prodigar palabras de consuelo al joven. Pero él la interrumpió.
-¿Quién era ese hombre?, le preguntó.
-Yo creí que era su padre, contestó la sorprendida enfermera.
-No, no era mi padre, contestó él, nunca antes lo había visto.
-¿Por qué, entonces, no me dijo nada usted cuando lo llevé hasta él?, le preguntó la enfermera.
-Él replicó, Yo también sabía que él necesitaba a su hijo, y su hijo no estaba aquí. Cuando me di cuenta que estaba demasiado enfermo como para distinguir si yo era o no su hijo, comprendí cuánto me necesitaba.

Colosenses 3:12 -15
12. Por tanto, como escogidos de Dios, santos y amados, vestíos de profunda compasión, de benignidad, de humildad, de mansedumbre y de paciencia,
13. soportándoos los unos a los otros y perdonándoos los unos a los otros, cuando alguien tenga queja del otro. De la manera que el Señor os perdonó, así también hacedlo vosotros.
14. Pero sobre todas estas cosas, vestíos de amor, que es el vínculo perfecto.
15. Y la paz de Cristo gobierne en vuestros corazones, pues a ella fuisteis llamados en un solo cuerpo; y sed agradecidos.

Fuente: Aguas Refrescantes, Editorial UNILIT
Leer más...