Reflexiones Cristianas

miércoles, 27 de enero de 2016

Reflexiones Cristianas - Las Advertencias de Dios

Dios conoce todas tus acciones futuras. Sabe en qué momento le fallarás, sabe cómo reaccionarás debido a tu extrema vulnerabilidad para caer en tentación. Se acuerda de tu débil condición; por eso hoy te previene anticipadamente.

Dios te previene a tiempo para que cuando el momento llegue, tengas en cuenta sus advertencias.

No pienses que por haber alcanzado cierto nivel de madurez cristiana, tu condición natural ha quedado anulada; al contrario, es cuando las tentaciones se te presentan con mayor fuerza. “Así que, el que piensa estar firme, mire que no caiga” 1 Corintios 10:12. No te confíes en tus fuerzas limitadas, no juegues con fuego pensando que no te afectará.

No vale la pena echar a perder todo lo que habías logrado por un vano “espejismo”. No vale la pena que enfrentes otra vez ese largo proceso disciplinario que tanto dolor te produjo. No vale la pena acceder a esa “puerta ancha” que tantos desengaños y desilusiones trajo a tu vida. Con una vez es suficiente.

pastor advirtiendo

Acuérdate que Dios disciplina a quien ama, no con el fin destruirle sino de restaurarle y hacerle entender por el camino de que debe seguir. “Porque el Señor al que ama, disciplina, y azota a todo el que recibe por hijo. Si soportáis la disciplina, Dios os trata como a hijos; porque ¿qué hijo es aquel a quien el padre no disciplina? Pero si se os deja sin disciplina, de la cual todos han sido participantes, entonces sois bastardos, y no hijos. Por otra parte, tuvimos a nuestros padres terrenales que nos disciplinaban, y los venerábamos.

¿Por qué no obedeceremos mucho mejor al Padre de los espíritus, y viviremos?
Y aquéllos, ciertamente por pocos días nos disciplinaban como a ellos les parecía, pero éste para lo que nos es provechoso, para que participemos de su santidad. Es verdad que ninguna disciplina al presente parece ser causa de gozo, sino de tristeza; pero después da fruto apacible de justicia a los que en ella han sido ejercitados” Hebreos 12:6-11. La disciplina de Dios es parte del proceso formativo que él en su GRACIA aplica a sus hijos.

¿Cómo evitar caer en tentación?
¿Cómo evitar sus consecuencias?
¿Cómo evitar la disciplina de Dios?

Orando.
Reflexionando en su Palabra.
Apartarse de todo aquello que nos haga caer.

Se trata de una práctica diaria y persistente: “Velad y orad, para que no entréis en tentación; el espíritu a la verdad está dispuesto, pero la carne es débil” Mateo 26:41.

ORACIÓN.

Padre, en el nombre de Jesús te pido:
No me dejes caer en tentación.
Necesito discernimiento para detectar el “espejismo” que pretende apartarme de tus caminos.
Necesito valentía para decir “no” a toda insinuación persistente que a cada momento se presenta.
Necesito fuerza para perseverar en mi determinación de no apartarme de ti.
¡Yo no puedo!
Es inevitable.
No me fío de mí mismo (a) para nada.
Espero en ti.
Espero en tu intervención sobrenatural y oportuna, porque lo único que puedo es clamar por tu ayuda.

¡GRACIAS POR PREVENIRME A TIEMPO!

Por Alfredo Lievano
en su blog: alfredolievano.blogspot.com
Leer más...

Se debe dar el Diezmo Hoy

Es cierto que en la actualizada, los cristianos se preguntan si Se debe dar el Diezmo Hoy.


Déjeme decirle que es una pregunta que todos tenemos en común, y que leyendo de aquí y de allá, me tope con esta breve explicación de el pastor, David Logacho en el programa radial LA BIBLIA DICE.
Y dice así,

Programa del día 17 de mayo del 2015.

La consulta de hoy es de un amigo oyente de Colombia. Nos pregunta en qué parte del Nuevo Testamento se ordena que la iglesia debe diezmar.

Respuesta de parte de David Logacho.

Gracias por su consulta amable oyente. El Nuevo Testamento no contiene ninguna orden o mandato de diezmar para la iglesia. Entendiéndose el verbo diezmar en el sentido de entregar a la iglesia el diez por ciento de los ingresos económicos. Con relación a esto de diezmar, me gustaría compartir con usted lo que ha escrito sobre este tema un reconocido maestro bíblico, cuyo nombre es Charles Ryrie, profesor de Teología Sistemática del Seminario Teológico de Dallas, autor de varios libros cristianos y autor también de las notas en la Biblia de Estudio Ryrie.

Con respecto al diezmo dice lo siguiente en el libro de su autoría que se titula Equilibrio en la Vida Cristiana. Las palabras diezmo o diezmar aparecen en el Nuevo Testamento solamente nueve veces. En Mateo 23:23, en Lucas 11:42, en Lucas 18:12; en Hebreos 7:2, en Hebreos 7:4, en Hebreos 7:5, en Hebreos 7:6; en Hebreos 7:8 y en Hebreos 7:9. Nueve versículos en total. En los versículos de los Evangelios, diezmo o diezmar se emplea en relación con lo que los fariseos estaban haciendo para cumplir con sus obligaciones de la ley mosaica. En los textos en el libro de Hebreos diezmo o diezmar se emplea para probar la inferioridad del sacerdocio levítico con respecto al sacerdocio de Melquisedec.

Por el hecho que Leví pagó diezmos en Abraham a Melquisedec, cuando Abraham se encontró con Melquisedec, esto demuestra la superioridad reconocida de Melquisedec y de su sacerdocio. Estos textos bíblicos no llegan a decir, como a veces se implica, que los cristianos debemos, en consecuencia, pagar diezmos a Cristo nuestro Sumo Sacerdote. No hay duda de que el diezmo formaba parte de la ley mosaica, según Levítico 27:30-33. Esto era un factor importante de la economía de Israel. Sin embargo, la ley nunca se dio para los gentiles y se anuló expresamente para los cristianos, según Romanos 2:14, según 2 Corintios 3:7-13, y según Hebreos 7:11-12.

Tampoco son para los cristianos las palabras que se encuentran en Malaquías 3 porque ¿Qué cristiano se jacta de ser hijo de Jacob a quien se dirige el pasaje según el versículo 6? Además nunca se promete para el día de hoy bendiciones materiales como recompensa automática por la fidelidad en cualquier aspecto de la vida cristiana, ni incluso en el dar. Lo que Dios promete son bendiciones espirituales, según Efesios 1:3 y la provisión de las necesidades materiales según Filipenses 4:19. El que uno prospere materialmente no es necesariamente señal de profunda santidad y de fiel diezmar, igualmente, de modo contrario, la pobreza no es indicación de estar fuera de la voluntad de Dios, por ejemplo el propio caso de Pablo en Filipenses 4:12. Se puede preguntar, no obstante, si, toda vez que el diezmar se practicaba antes de la ley, no deja sin importancia todo lo que hemos dicho anteriormente y deja el diezmar como principio adecuado a seguir al ofrendar.

Ya que Abraham y Jacob diezmaban los dos, y ya que sus acciones eran anteriores a la ley, ¿no elimina esto el aspecto legal de diezmar y lo hace principio válido para seguir en nuestros días? La contestación sería afirmativa, de no existir otras normas para el ofrendar en el Nuevo Testamento. Si el Nuevo Testamento guardara silencio en este asunto, entonces, desde luego, buscaríamos guía en la Biblia donde quiera que pudiéramos encontrarla.

Pero como el Nuevo Testamento nos da principios claros para regir nuestra forma de dar, no hay necesidad de volver atrás a dos ejemplos aislados en el Antiguo Testamento para tal guía. El hecho de que algo se hiciera antes de la ley que más tarde se incorporó en la ley no hace que eso sea necesariamente una práctica a seguir para nuestros días, en especial si el Nuevo Testamento nos ofrece mayor claridad en la norma a seguir hoy. Ni siquiera el más ardoroso diezmador diría que hoy tenemos que guardar el séptimo día como día de repos, porque esto se observaba antes de la ley.

Sin embargo, esa es la razón que se aduce hoy para diezmar. El Nuevo Testamento nos enseña acerca de un nuevo día para la adoración y también nos enseña nuevas normas para el dar. El diezmar hoy siguiendo el ejemplo de quienes lo hicieron antes de la ley significaría que solamente el 10% de los ingresos irían para el Señor y solamente en ciertas ocasiones. El diezmar sobre la base de la enseñanza de la ley significaría que deberíamos entregar al Señor como el 23 por ciento como pago de lo que se le debe. Pero el dar sobre la base del Nuevo Testamento podría significar cualquier porcentaje, en reconocimiento de que el 100% le pertenece a Él. La obra del Señor nunca carecerá de apoyo si practicamos los principios del Nuevo Testamento sobre el dar.

El dar proporcionado no significa que hemos de empezar dando el diezmo y luego hacer lo que más podamos cuando podamos. El dar proporcionado consiste en dar según Dios le haya prosperado. Si alguien considerara después de orar, que la proporción para él sería el 10%, yo le aconsejo que dé el 9 o el 11% para salir del surco del 10%.

La persona que da el 9 o el 11% se encontrará más sensible al cambio que quiere el Señor en su proporción que si da fijamente el 10%. Cada creyente debe a Dios el 100% de lo que es y de lo que posee. La cuestión, pues, no es solamente cuánto se debe entregar al Señor, sino también cuánto debo gastar para mí mismo. Sólo el dar proporcionado puede proveer la contestación correcta en este asunto para cualquier etapa de la vida. Nosotros damos porque Él nos dio, no porque nos lo mandó; damos porque queremos, no porque tenemos que dar; damos porque le amamos a Él y mostramos nuestro amor más concretamente de esta manera.

Si, a su vez, el Señor nos bendice materialmente, le alabamos; y si no, todavía le alabamos. Esto es dar de gracia, y esta es la prueba de nuestro amor por Dios. Hasta aquí amable oyente, la cita de este reconocido maestro bíblico con lo cual estoy totalmente de acuerdo. Simplemente haré énfasis en el hecho que si bien la iglesia no está en obligación de diezmar al estilo de lo que se hacía antes de la ley de Moisés, ni tampoco al estilo de lo que instruye la ley que Dios dio a Israel por medio de Moisés, sin embargo, la iglesia tiene un enorme privilegio, el privilegio de ofrendar, no de diezmar.

dar el diezmo es obligatorio

Si bajo el pacto antiguo el pueblo de Israel tenía que dar al Señor al menos el 23% por obligación, ¿Cómo podemos pensar que nosotros, la iglesia, estando bajo un mejor pacto, el nuevo pacto, podemos dar menos que eso por amor? Si realmente tomáramos conciencia de lo maravilloso que es lo que Dios ha hecho con nosotros al darnos a su Hijo unigénito el Señor Jesucristo para que muera por nosotros, no deberíamos estar debatiendo en cuanto a si debemos o no dar al Señor el 10% de lo que el Señor mismo nos ha dado, sino que deberíamos motivarnos a darnos todo al Señor, la vida, el tiempo, los talentos, los dones, y los bienes que Él nos ha encomendado para que los administremos.

Me temo mucho que la razón para que muchas iglesias obliguen a los cristianos a diezmar, no necesariamente es para satisfacer la codicia de ganancias deshonestas de los líderes, sino para contrarrestar la tendencia carnal de los creyentes de ser mezquinos en lo que dan al Señor. No estoy justificando la práctica de obligar a los creyentes a diezmar. La Biblia es clara cuando afirma que cuando damos al Señor debemos hacerlo con alegría, no por obligación o por necesidad y sobre todo con generosidad. ¿Cuánto? La Biblia es clara: Como hayamos propuesto en nuestro corazón y conforme hayamos sido prosperados.

Si quiere leer y escuchar este estudio bíblico, entra aquí:
labibliadice.org
Leer más...

viernes, 22 de enero de 2016

Quienes son los Hijos de Belial?

La Biblia no pasa por alto los pecados humanos. ¿Cómo podría hacerlo y, al mismo tiempo, retratar con exactitud el estado de la humanidad? Una descripción aguda del mal humano se encuentra en 1 Samuel 2:12 al 25, cuando los hijos de Elí se presentan en contraste con el joven Samuel. 1 Samuel 2:12 dice: “Los hijos de Eli eran hombres impíos (“hijos de Belial”, ); y no tenían conocimiento de Jehová”.

Nota el contraste: la descendencia desempeñaba una función importante en la vida bíblica, y ahora “los hijos de Elí” son “hijos de Belial”. Belial es una palabra rica, usada en diversas formas y contextos, casi siempre negativos. Se relaciona con el hebreo bl y bli, que significan “no” o “sin”. Belial significa “sin valor”, “sin utilidad”. Otros hombres en la Biblia fueron llamados “hijos de Belial” (2 Crón. 13:7, ; 1 Rey. 21:13). En Proverbios 6:12, se los iguala con los inicuos o impíos.

hijos de belial

En otras literaturas del antiguo Cercano Oriente, Belial es otro nombre para Satanás mismo. Casi cada vez que se usa la palabra en la Biblia, aparece con sentido negativo. Los seres humanos, creados a la imagen de Dios, fueron creados con un propósito; y no obstante, de acuerdo con la Biblia, estos hombres eran “hijos de inutilidad”. ¡Qué desperdicio de vidas! O somos del Señor, haciendo algo con sentido y propósito para él, o somos, al final, inútiles. Esto tiene sentido, considerando que toda nuestra existencia y el propósito para la vida solo provienen de él.

PREGUNTAS PARA DIALOGAR:

1. La Biblia lo deja claro: no hay término medio en el Gran Conflicto: estamos o de un lado o del otro, o del lado de Cristo o del de Satanás. No obstante, la vida no siempre se desarrolla con un contraste tan claro y agudo. A veces no estamos seguros de cuál es la decisión correcta y cuál es la equivocada; y también enfrentamos dilemas morales. No siempre es fácil determinar qué hacer.
¿Cuáles son algunas maneras en las que podemos buscar criterios que nos ayuden a tomar decisiones correctas cuando, a veces, no es fácil saber cuál es ella?

2. ¿Te asquearon de alguna forma personas a quienes has admirado? Al mismo tiempo, ¿de qué modos tal vez has desilusionado a quienes te admiraban? ¿Qué aprendiste de estos incidentes acerca de la fe, la confianza, la gracia y la fragilidad humana?

Anotate y deja tu comentario!
Queremos dialogar.

Sera hasta otra oportunidad!
Leer más...

jueves, 21 de enero de 2016

5 Formas de Alcanzar La Gracia de Dios

Sin duda alguna, cuando te miras al espejo ves algo muy bello, realmente bonito; muchos sonreirán, o tratarán de interponer un elemento de duda en su semblante; por lo menos eso dice mi esposa cuando me levanto sin haberme afeitado el día anterior.

Pero aquí lo importante es, que cuando te miras al espejo, ves una hermosa criatura de Dios, hecha para un propósito aquí en el planeta.

En muchas personas Dios ha puesto su “gracia”. La palabra “gracia” viene del griego (járis); el equivalente a “jaris” en el hebreo es el sustantivo “hen” que enuncia la idea de “favor o benevolencia”. En la antigüedad hablar de la gracia era hablar de cortesía, encanto etc; por otro lado se empleaba para describirse a algo bondadoso, algo que tenía un carácter compasivo. Algunos creían y aun creen que la gracia es una fuerza recóndita; pero no.

Alcanzar La Gracia de Dios

Permíteme decirte que la gracia la podríamos definir como la presencia especial de Dios en ti. Es la intervención que Dios tiene en ti, cuando estas oprimido; es el favor inmerecido que Dios pone en ti. Por medio de ella es que Dios obra; es por eso que Pablo dice que su gracia fue dada en Cristo Jesús.

De tal manera en este pequeña reflexión cristiana te mostrare 5 Formas de Alcanzar La Gracia de Dios.


1) La gracia puede ser lo más agradable que tenga el débil. Es lo que lo hace grato. Por ejemplo, a Jacob ante Esaú, a José ante el faraón, a Rut ante Booz, y otros ejemplos más.
La palabra dice que Dios mostró su favor para con su pueblo Israel. A pesar de ser un pueblo terco y desobediente, la misericordia de Dios siempre estuvo presente.

2) Por medio de la Gracia es que tú sales adelante; no con tus propias fuerzas, sino por medio del Amor de Dios.
En Lucas 2:40 encontramos una de las descripciones perfectas de Jesús: El niño crecía y se fortalecía, se llenaba de sabiduría y la gracia de Dios era sobre él.

3) Dios nos muestra que nos orienta por medio de Su gracia divina. Nos sitúa hacia los oprimidos, a los pecadores, para ayudarles, para que se arrepientan y conozcan de Su palabra.

4) No es tu actitud amorosa, no es tu obrar generoso; es la Gracia de Dios en ti. Mira tu rostro a un espejo, por muy risible que sea, en el lugar donde te encuentres, en la situación por la que estés pasando, Dios está en ti y saldrás adelante.

5) Ni el conocimiento o belleza terrenal, podrán estar por encima de ese favor inmerecido que recibimos de Dios, Su gracia; Su gracia, la que nos alienta, nos hace seguir adelante, nos da la sabiduría de lo alto, la que abre puertas, rompe cadenas y excede todo amor.

Gracias por tu Gracia Señor Jesucristo. Gracias.


Dios te continúe bendiciendo.

Escrito originalmente en: enelnombredejesus.blogspot.com
Por: Abel Adan
El día: sábado, 1 de febrero de 2014
Leer más...

martes, 19 de enero de 2016

La Necesidad de Orar Cada Dia

La necesidad de orar es evidente.

Cuando te despiertas, durante el día, cuando recibes tu alimento, cuando vas a la iglesia, cuando ministras, cuando ayunas, cuando te congregas, en la noche antes de dormir, cuando el Señor inquieta tu sueño, sientes la necesidad de orar.

Estad siempre gozosos. Orad sin cesar. Dad gracias en todo, porque esta es la voluntad de Dios para con vosotros en Cristo Jesús. No apaguéis al Espíritu. No menospreciéis las profecías. Examinadlo todo y retened lo bueno. Absteneos de toda especie de mal. 1 Tesalonicenses 15:16-22
Cuando abres tus ojos, te das cuenta del nuevo día. Das cuenta de las personas que hay a tu alrededor. Las que amas.

Los que te aman. Procuras orar por tus familiares, tus vecinos, tus compañeros de trabajo. De pronto nos olvidamos por un momento de lo que sucede en el barrio, en tu ciudad, en tu nación….o en el mundo.

La Necesidad de Orar Cada Dia

Nos encaminamos a olvidarnos de las guerras, de los desastres generales, de los terremotos, de aquella maldad que carcome al hombre. De la terrible situación de millones de personas en el mundo. Miremos a nuestro alrededor, veamos mas allá, la necesidad de un sinnúmero de personas es indudable. Los rumores de guerra, los ancianos, mujeres y niños victimas del apremio codicioso del hombre por ensanchar su poder. Oremos por todas ellas.

Oremos por las naciones. Pidámosle a Dios por medio de Jesucristo y a través del Espíritu Santo misericordia, perdón de pecados…..
Hoy quiero hacer extensivo un mensaje; LA NECESIDAD DE ORAR. ¿Cuál es la herencia que vas a dejarle a tus hijos? O a los hijos de tus hijos?. Oremos por aquellos que necesitan la Palabra de nuestro Señor Jesucristo.

Hace un tiempo Jesús nos dijo : Pero yo os digo: Amad a vuestros enemigos, bendecid a los que os maldicen, haced bien a los que os odian y orad por los que os ultrajan y os persiguen, para que seáis hijos de vuestro Padre que está en los cielos, que hace salir su sol sobre malos y buenos y llover sobre justos e injustos.

Si amáis a los que os aman, ¿qué recompensa tendréis? ¿No hacen también lo mismo los publicanos? Y si saludáis a vuestros hermanos solamente, ¿qué hacéis de más? ¿No hacen también así los gentiles? Sed, pues, vosotros perfectos, como vuestro Padre que está en los cielos es perfecto.

Si te es difícil orar, repite lo que el Señor nos enseño:
Padre nuestro que estás en los cielos,
santificado sea tu nombre.
Venga tu Reino.
Hágase tu voluntad, como en el cielo, así también en la tierra.
El pan nuestro de cada día, dánoslo hoy.
Perdónanos nuestras deudas,
como también nosotros perdonamos a nuestros deudores.
No nos metas en tentación,
sino líbranos del mal,
porque tuyo es el Reino, el poder y la gloria,
por todos los siglos. Amén”.

Gracias, porque hoy el Señor ha inclinado su oído y ha escuchado tu oración.

Orad en todo tiempo con toda oración y súplica en el Espíritu, y velad en ello con toda perseverancia y súplica por todos los santos y por mí, a fin de que al abrir mi boca me sea dada palabra para dar a conocer con denuedo el misterio del evangelio, por el cual soy embajador en cadenas, y con denuedo hable de él como debo hablar. Efesios 6:18

Bendito sea el Dios y Padre de nuestro Señor Jesucristo, Padre de misericordias y Dios de toda consolación, el cual nos consuela en todas nuestras tribulaciones, para que podamos también nosotros consolar a los que están en cualquier tribulación, por medio de la consolación con que nosotros somos consolados por Dios.

Escrito por Abel Adan
el dia sábado, 13 de septiembre de 2008
en el blog: enelnombredejesus.blogspot.com
Leer más...

lunes, 18 de enero de 2016

Entró a la iglesia para Asesinar al Pastor y mira lo que Sucedio

El Pasado domingo 10 de Enero del 2016, se infiltró en esta iglesia en Colombia, un delincuente que en medio de la predicación, sacó un largo y afilado cuchillo para matar al Pastor Pablo Martin delante de la congregación.

SOLO MIRA LO QUE DIOS HIZO!



Leer más...

jueves, 14 de enero de 2016

Cómo Crecer Espiritualmente en los Próximos 12 meses

No puedes tener el mismo conocimiento bíblico, la misma relación con DIOS, arrastrar los mismos problemas personales, tolerar los mismos pecados o situaciones en tu vida o familia que no confrontas ni luchas… pocas veces has compartido el mensaje del Evangelio, llevas tiempo que no tienes una experiencia profunda en tu caminar con DIOS en la que Su Fuego te provoque comenzar a vivir de una manera diferente.

Es tiempo que tu vida pueda desarrollar NUEVOS, FRESCOS Y MEJORES FRUTOS, en vez de ser sola una esponja que absorbe todo (conocimiento, trabajo, experiencia, alegrías, tristezas, éxitos, problemas) hacia adentro pero que no es capaz de dar a los demás las cosas buenas que DIOS te ha dado y te sigue dando!

Algunas ideas para Crecer en el Espíritu.

Lee la Biblia: no abandones su lectura. lee con alguien al mismo ritmo, para compartir impresiones, aclarar dudas y motivarse
Escoge uno o varios libros de la Biblia para estudiarlos a fondo y busca guías de estudio, lee entre líneas, llévalo a la oración, memoriza algunos versículos, y recuerda compartir las enseñanzas que saques.

crecer espiritualmente

Busca leer otros libros que te desafíen, que te abran una perspectiva diferente, que te fortalezcan tus convicciones y te motiven - de aquí vendrá mucho crecimiento si lo haces con dedicación, estudio y constancia, anotando aquellas cosas que te imparten y te lleguen a lo más profundo
Elige un verso de la Biblia para todo el año. Repítelo en voz alta cada día. Te garantizo que si haces esto, para fin de año o antes, lo habrás memorizado, entendido y aplicado en tu vida muchas veces.

Elige una palabra que te inspire a vivir diferente durante todo el año (suelta, busca, confía, sigue, esfuérzate, levántate, alegría, dar) busca su significado, sus sinónimos, antónimos, versículos que hablen de ellos, escríbelos y trata de ordenar tu vida en una dirección durante el año
Aparta tiempo para que ORES y busques a DIOS, para que te revele Su Plan, Su Voluntad Su Propósito.

Es mi oración que Él te Bendiga y derrame de Su Gracia, de Su Unción en ti, mientras buscas Su Rostro y Su Compañía cada día.
Enséñanos a entender la brevedad de la vida para que crezcamos en sabiduría. Salmos 90:12.
Guíame conforme a Tu Palabra y haz que nada malo me suceda. Salmos 119:113.

Por eso les digo: dejen que el ESPÍRITU SANTO los guíe en la vida, Entonces no se dejarán llevar por los impulsos de la naturaleza pecaminosa. Gálatas 5:16.

Anímate a Cómo Crecer en el Espíritu en los Próximos meses, Amen!

Leer más...